Argentina
Lunes, 27 junio 2022
INFORME ESPECIAL
13 de febrero de 2022

Aciertos y errores: comunicación Kicillof

Cinco analistas políticos dialogaron con La Tecla y escudriñaron los principales lineamientos comunicacionales de la gestión Kicillof. La mirada de cara a 2023 y las figuras de Alberto Fernández, como también de Máximo y Cristina Kirchner.

La comunicación política y de gobierno se ha transformado en un elemento trascendental de los tiempos modernos. Analistas políticos analizaron como se desarrolla este aspecto en la gestión de Axel Kicillof en la provincia de Buenos Aires, como también su imagen y las posibilidades de lograr su reelección en 2023.

Asimismo pusieron la lupa sobre la figura del presidente Alberto Fernández, como también del diputado Máximo Kirchner y la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Aciertos y errores: comunicación Kicillof


Julio Burdman: “Kicillof tuvo una mejor comunicación de campaña que de gobierno”

Al analizar la figura del gobernador bonaerense, el analista político, profesor-investigador y consultor dijo: "Axel Kicillof tuvo una mejor comunicación de campaña que de gobierno. Su campaña fue eficaz, estuvo centrada en su figura, pero en la gestión se puso de manifiesto que el gobierno de la provincia tiene varios polos diferenciados como la Jefatura de Gabinete, el Gobernador, el kirchnerismo más partidario, los intendentes y Sergio Berni (Ministro de Seguridad) que se escapa siempre del discurso, por eso hay una asimetría en lo que fu su campaña y la de gobierno, donde hubo centralización durante la pandemia, pero en otras áreas no".

En referencia a los errores de la gestión consideró que "el error es el mismo en el que caen otros gobernadores y es la continuidad, donde se tratan de utilizar las políticas públicas provinciales como eje de comunicación, cuando debería centrarse más en lo que el gobernador intenta hacer, porque es muy difícil comunicar la política a los bonaerenses, sea en seguridad, educación o salud. Ahí hay un intento que siempre termina naufragando. A todos los gobernadores le pasa lo mismo, intentan comunicar políticas y se dan cuenta que es camino pedregoso y ahí pasan  a la comunicación de las acciones personales como alternativas", en esta línea recomendó que "al gobernador le convendría explorar esa segunda estrategia, pero resulta difícil por la dispersión del poder en la provincia".

Respecto a los aciertos señaló que “fue la gestión durante la pandemia. Ahí se unificó mucho la comunicación y de hecho la comunicación durante la pandemia, fue mejor que la de otros gobiernos provinciales o municipales".

Ante una eventual reelección en 2023 dijo: "Va a estar muy condicionada al manejo político nacional, las elecciones de provincia y nación están muy unidas con los fenómenos de arrastre de boleta, y por el momento no veo políticas provinciales que permitan hacer una diferencia, respecto de los arrastres municipales y nacionales. 

En referencia a Alberto Fernández comentó que “el año pasado terminó mal, fue un año de caída de imagen como consecuencia de un año muy complicado en materia socio-económica, creo que ahí es diferente la situación de Alberto en la provincia que en el resto del país, pero no sería muy determinante porque esperaría a ver que pasa este año en materia económica y social, todavía no se percibe el impacto del acuerdo con el Fondo".

Sobre Máximo y Cristina Kirchner analizó: "Me parece que hay una incógnita con Máximo Kirchner, porque él nunca tuvo números que lo acompañen, de hecho siempre tuvo números menores que el gobernador y su madre, pero ahora comienza una nueva etapa, con un perfil más diferenciado, pero la fotografía actual no aporta demasiado", dijo respecto al diputado nacional. Al analizar la figura de la vicepresidenta expuso que "creo que se está en una situación de transición, pero ahora, ella está mostrando una cierta diferenciación con el gobierno y el presidente, pero no tiene demasiado opciones para desplegar y así lo expuso Máximo en su carta".

Aciertos y errores: comunicación Kicillof

Cristian Buttié: "Hay que ver que causa toma el bonaerense en una elección nacional”

El titular de la consultora CB, que mide la imagen de los gobernadores, como tambièn de intendentes y principales referentes políticos, analizó los diferentes aspectos comunicativos del gobierno Kicillof y al respecto apuntó: "La imagen de Axel Kicillof se ha mantenido de la media para abajo. En la provincia de Buenos Aires, veo que se ha generado ciertas dicotomías con algunos medios de comunicación y eso en definitiva, impacta porque se endurece el núcleo opositor o convencer a algunos sectores que no están fidelizados, pero el ciudadano común que sigue determinado medio, termina perjudicando al político, y al necesitar a los medios para llegar con el mensaje, el resultado está a la vista”. 

“Kicillof fue un gobernador que ganó con más del 50 por ciento  y hoy al tener un 40 por ciento de imagen positiva es porque algo pasó, y uno de los factores es no poder llegar con su mensaje o no hacerlo de la manera correcta" agregó el consultor.

En referencia a una posible reelección, Buttie consideró: "Hay que ver que causa toma el bonaerense en una elección nacional. Kicillof ganó con una diferencia mayor que la de Alberto Fernández, pero en ese momento la gente votó en contra de Macri. Axel Kicillof ganó la provincia porque estaba en un carro ganador marcado en un contexto nacional. Ahora hay que ver, porque no está Macri y además es oficialismo. Es lógico que si la economía mejora y justamente se puede contener algunas cuestiones, como fidelizar al electorado de la Tercera sección, se conseguirá un piso electoral importante, pero si hay un escenario de crisis o se mantiene el actual, habrá una elección mucho más competitiva".

Aciertos y errores: comunicación Kicillof

Sobre el presidente de la nación manifestó: "Nosotros vimos un pequeño crecimiento de Alberto, no así de Axel, pero del frente de Todos, el mayor crisol de fuerzas está dentro de la provincia de Buenos Aires, por el peso que tiene el oficialismo provincial, el kirchnerismo duro y La Cámpora, y hay un albertismo que es parte de esta estructura y el presidente puede lograr un efecto derrame si hay una mejora a nivel nacional. Si el país no mejora, la provincia de Buenos Aires no va a servir de resguardo respecto a otras provincias del centro. Alberto necesita que la economía se estabilice, porque si la economía marcha bien, los oficialismos ganan, pero si marcha mal, pierden. Eso le paso a Macri en 2019 y el año pasado al FdT en las legislativas".

Al analizar al diputado Máximo Kirchner dijo: "Lo de Máximo puede ser una estrategia para contener el núcleo duro que obviamente no coincidía en las negociaciones con el Fondo, pero objetivamente no plantea una solución alterna. De esa manera, con su accionar, busca contener a un sector para que no se diversifique y no se pierda", asimismo agregó: "Con los valores que tiene Máximo, si las elecciones fueran mañana no tiene ningún tipo de posibilidad, porque está mucho peor que Cristina en 2019 y los medios de comunicación han influido demasiado a crear una imagen sobre él".

Sobre la figura de la vicepresidenta expresó que: "El silencio el lógico, está consensuado y es entendible. Cristina no puede apoyar el acuerdo con el Fondo, por eso lo eligió a Alberto y no fue ella, porque sabía que eso iba a suceder y no siendo ella la presidenta se puede sacar esa mochila, sabiendo que alguien lo tenía que hacer y Alberto Fernández era la figura para consensuar, no solo con el FMI, sino con otros sectores del peronismo donde el kircherismo era su límite. El silencio de Cristina es sano para el Frente de Todos y cuando ella se expresa es porque la supera la situación y actúa sin pensar objetivamente. 

Raúl Aragón: “La comunicación de Axel Kicillof en términos generales es buena” 

El director de Raúl Aragón & Asociados y director del Programa de Estudios de Opinión Pública en la UNLaM , dialogó con La Tecla y señaló que "la comunicación de Axel Kicillof en términos generales es buena, pero en algunos casos desaprovechó oportunidades como sucedió cuando se renegoció la deuda que se originó durante el gobierno de María Eugenia Vidal y tenía vencimientos incumplibles, eso se hizo muy bien, pero casi no tuvo difusión. Eso fue un logro que podía haber aprovechado mejor y no es una descalificación. Comunicar en la provincia de Buenos Aires es muy significativo porque estamos hablando del 40 por ciento del país y podría ayudar a una mejora en la calificación de la gestión del Frente de Todos a nivel nacional".

En este sentido agregó: "Su administración tiene puntos importantes en cuanto a la contención de la pobreza, eso se ve en la ausencia de protestas sociales, si bien existieron, no tienen que ver estrictamente con la gestión. El error más importante fue la gestión de la campaña del año pasado, ahí hubo un déficit en el trabajo territorial, creo que fue de los hechos mas graves".

Respecto a una posible reelección respondió que "Sí, no es seguro, pero es posible. Hay un dato que nadie menciona, pero es que la provincia aporta a la recaudación del IVA, mucho más de lo que le dan por coparticipación y eso no es un problema financiero, porque para generar ese volumen, la provincia tiene que sostener una estructura muy compleja, como medios de transporte, seguridad. Sostener eso tiene un costo que es histórico, entonces eso genera tensiones económicas en la administración" 

Sobre el presidente de la nación consideró que "la imagen de Alberto Fernández la veo creciendo. Si bien hubo tensiones al interior del Frente de Todos, son pasajeras. El acuerdo con el Fondo Monetario le dio un crecimiento, y la gira por China y Rusia mostraron un presidente  que no es solo político, sino un estadista que piensa al país integrado al mundo, eso le ha dado una mejora que registran un crecimiento significativo de la calificación positiva del presidente" 

Aciertos y errores: comunicación Kicillof

En referencia Máximo y Cristina Kirchner analizó que "Máximo está esta estable, porque su imagen positiva está sostenida en lo que podría llamarse el kirchnerismo duro y su renuncia al bloque no afecta al interior de su electorado y Cristina se mantiene estable en sus porcentajes de imagen. Al igual que Màximo, buscan ser coherentes con su marco ideológico, pero al mismo tiempo son cuidados y responsables en no contribuir a una desestabilización del gobierno, por eso elige el silencio, eso es una actitud muy responsable y muy coherente, se pueda compartir o no".

Gustavo Marangoni: "La estrategia comunicacional está centralizada en la propia figura del gobernador”

Gustavo Marangoni, politólogo, habló con La Tecla y analizó el esquema comunicacional del gobernador Kicillof y su gestión. Al respecto indicó: "La estrategia comunicacional está centralizada en la propia figura del gobernador y a lo mejor hay otros actores de la política de la provincia y del gabinete que no parecen tener tanto volumen de comunicación. 

Asimismo puntualizó que "es lógico que el gobernador tenga el protagonismo y la centralidad, pero a veces, de acuerdo a la estrategia de otros mandatarios, hay quienes salen a los medios de comunicación y a las redes a manifestar más protagonismo, del lado del equipo original eso no ve tanto. Incluso, después de los cambios de gabinete no se ven voces muy potentes al margen del propio Kicillof y también de Sergio Berni, que tiene mucha presencia en los medios, en parte por lo lógico que es la seguridad y su propio perfil que ha hecho de la comunicación un punto muy fuerte de su accionar, después los otros ministros tienen un perfil más bajo".

Aciertos y errores: comunicación Kicillof

También agregó: "yo soy de los que creen que la comunicación acompaña y en todo caso es procíclica. Si hay aspecto de la gestión que son fuertes, la comunicación lo fortalecerá y si no lo es, la comunicación tiene la fuerza para dar vuelta una realidad y puede ser mejor o peor, pero siempre es deseable tener, y esto es una opinión subjetiva, una comunicación que tenga una estrella, pero que también tenga otros que puedan salir a coronar y que no sea el gobernador el que se lleva la marca. En este caso, Berni alivia mucho al gobernador con la agenda de seguridad y eso no se da en otras áreas".

Sobre los aciertos y falencias de la gestión, el exfuncionario, consideró que "en la provincia y lo que refiere al conurbano, es muy dependiente de la economía nacional, y si eso no anda bien, es muy difícil que se pueda suplir determinadas cosas. Si marcha bien premiamos al oficialismo nacional y provincial, lo mismo sucede en lo contrario".

Ricardo Rouvier: “La gobernación necesita un vocero”

El responsable dede Ricardo Rouvier & Asociados manifestó que "hay una falta que se nota a medida que pasa el tiempo y es tener centralizada la comunicación. Creo que la gobernación necesita un vocero, teniendo en cuenta la importancia que tiene la provincia de Buenos Aires en el total país. Por eso al igual que Nación, que aunque lo hizo tarde, es necesario tener un vocero o vocera para sistematizarla y ordenar la comunicación del gobierno".

Asimismo señaló que "la gestión de Kicillof tiene la impronta del propio gobernador y a veces se transforma en un difusor de sus propias ideas y lo que está faltando es más información sobre la gestión de manera oficial. Muchas veces es el propio mandatario quien lo hace y me parece que debería estar más despersonalizada en un funcionario". 


Sobre una eventual reelección, Rouvier dijo: "Es muy importante si se está pensando en las elecciones de 2023 y es algo que predomina en el mundo de occidente es la gestión. Los pueblos a diferencia de décadas anteriores, donde las ideológías tenían un valor relativo importante, hoy en día lo que más importa en países como Francia, Alemania, Argentina o el Uruguay es la gestión y como comunicarlo. Como acierto hay un aspecto importante y es que el gobernador hizo un esfuerzo por conocer la provincia y eso se nota. Eso lo hizo en la propia campaña electoral, me parece que eso es un mérito para un hombre que trasmite compromiso".

Aciertos y errores: comunicación Kicillof

Además señaló que "uno de los datos de las elecciones del año pasado es la derrota del oficialismo y la diferencia entre las PASO y la elección general, donde se logró un achicamiento por un porcentaje muy pequeño, esto muestra una expectativa de que el peronismo pueda seguir en la Provincia, para mí como lectura, hubo un empate, porque si bien hubo alguien que ganó y otros que perdieron, los números fueron muy parejos, por lo tanto las posibilidades competitivas que tiene el Frente de Todos en la provincia, son mayores, inclusive que la Nación. Si las elecciones fueran hoy, el escenario sería complicado a nivel nacional, pero en la provincia de Buenos Aires la competitividad es mayor". 

En relación al mandatario nacional, expresó: "En nuestra última medición, se nota una cierta recuperación en la imagen del presidente, eso se debe fundamentalmente a un acuerdo con Fondo, que fue tomado como un logro, más allá que la población no conoce los detalles, pero está la sensación de que es un logro que había que obtener, que no es bueno no pagar y la mayoría de la sociedad opina eso; esto, más los viajes presidenciales, mostrando la intención de integrarse al mundo, sobre todo con dos países, como Rusia y China que es la segunda potencia mundial, esto ha sido favorable para la imagen del gobierno. metafóricamente, con estas acciones de los últimos meses, el presidente ha sacado la cabeza del agua"

En referencia Máximo y Cristina Kirchner analizó: "La propia características y la personalidad que tiene Máximo Kirchner que es un hombre de la política bastante silencioso, hace que no tenga una repercusión inmediata o masiva lo que pasó; pero cuando nosotros medimos, si había acuerdo o no con su renuncia, la mayoría de la población no lo está y tiene que ver con el sentido común y no retirarse de la pelea cuando se está peleando, esto ha repercutido en la imagen y su renuncia no fue un hecho feliz".

"Cristina mantiene los valores y sustancialmente no cambia, eso sucede cuando aparece porque Cristina maneja los silencios muy bien, con mucha habilidad y se mueve la aguja de la imagen cuando ella tiene un protagonismo evidente, este no es el caso porque está en un silencio prolongado y seguramente en su momento va hablar y eso genera expectativa" concluyó.