INFORME ESPECIAL
13/09
"No sirve de nada vaciar reuniones"
El intendente de Chacabuco, Víctor Aiola, mandó un mensaje a sus pares de Juntos por el Cambio luego de la ausencia en el anuncio del Gobernador. Además, lanzó reclamos al PRO y sentó posición en la interna de la Unión Cívica Radical.

En conversación con LaTecla.info, Víctor Aiola, intendente de Chacabuco e integrante de la mesa provincial de la Unión Cívica Radical, cuestionó la decisión del PRO de ausentarse en el anuncio del Plan Integral de Seguridad. “No sirve de nada vaciar reuniones”, lanzó.

Además, se refirió a la pandemia en el interior de la provincia de Buenos Aies, a la convivencia de Juntos por el Cambio y advirtió que el radicalismo tiene que retomar el protagonismo.

-¿Cómo se vive el coronavirus en el interior de la Provincia?
Nosotros la venimos viendo que lo que es Capital y el primer cordón del Conurbano está estable, después lo que es el segundo y el tercer cordón se empiezan a desplazar con picos cada vez más altos y se desplazan hacia el interior. Hoy del porcentaje de casos que tiene la Provincia, el interior representa un 20 por ciento, cuando hace un mes atrás representaba el 7, 8 por ciento. Lo cual significa que el virus va diseminandose en toda la comunidad y cada vez afecta a más cantidad de personas. Se da justo eso cuando se dan dos cosas, por un lado siempre se dice que cuando la vida está en riesgo las adhesiones a las medidas que toma el soberano, casi por una cuestión de instinto, es total. A medida que se va a perdiendo el temor, la adhesión es menor

-¿Impacta la duración de la cuarentena?
Al hacerse tan larga la cuarentena la gente está muy cansada, tiene poco temor al virus y minimiza la situación. No toma las consecuencias de que está desbordado el sistema de salud, porque ya es así. Se da una combinación bastante particular y peligrosa que es el relajamiento de parte de la gente en el pico más alto de la infección en la Provincia y en el país, tenemos casi 12.500 casos por día. Lo cual, después de cuatro meses de cuarentena es muy difícil que la gente cumpla con las medidas.

-¿En Chacabuco como está la situación?
En Chacabuco la gente viene cumpliendo, estamos en fase 4, estuvimos en fase 5 una vez, la primera fue una fase 5 adaptada donde no permitíamos reuniones sociales antes que Nación no las permitiera, después fase 4, pasamos a fase 5 y ahora estamos en fase 4 de nuevo. Venimos con un número de casos que han ido aumentando a partir de unos focos secundarios relacionados a reuniones sociales, que son la principal causa de diseminación de virus en grandes masas poblacionales. Estamos trabajando mucho, tratando de concientizar y de recalcar todos los días cuales son las medidas de prevención. 

-Decías que la gente está cansada, ¿cómo ves al vecino en el día a día teniendo en cuenta que vas por el segundo mandato?
Los vecinos agradecen que uno siempre está trabajando. Uno al ser médico, no es lo mismo que a uno un mecánico le diga deja de comer con sal a que te lo diga un médico, esto es lo mismo. No es lo mismo que te lo diga un intendente que es ingeniero, a que te lo diga uno que es médico. Es un plus. De todas formas, el ser humano tiene una característica que es que tiene que buscar un responsable a lo que está pasando y el responsable va a ser lo primero que tienen a mano, que es la dirigencia política. La gente está agotada de todo, está muy susceptible, muy cansada, muy estresada, hay casos de depresión, de ansiedad, hay un montón de cosas que ocurren puertas adentro como la obesidad, el alcoholismo, las adicciones, la violencia de género. Uno tiene que entender que estamos en un tiempo donde nada es igual a lo que hemos vivido, todo es distinto, las reglas son distintas. Por un lado hay que poner en la balanza la salud, versus otros factores como la economía, lo social, muchas cosas que hay que conjugar para sacar una resultante válida para la población.

-¿Cómo está la situación económica?
La pandemia es la responsable del efecto económico, la cuarentena es responsable de otros efectos. Por la sencilla razón que la pandemia hace que la gente no vaya a restaurantes, a gimnasios, por propia determinación. El impacto ha sido muy grande, hay un montón de sectores, sobre todo los relacionados con el divertimento, los boliches, casas de fiestas, los deportivos, que han sido muy afectados. También los locales de ropa, por una cuestión que la gente está en su casa. En Chacabuco se ha visto una inversión en la remodelación de viviendas, la gente al no irse de vacaciones, no salir, no comprarse ropa, por ahí invierte en pequeñas obras dentro de su casa. En lo demás ha sido muy complejo. Nosotros veníamos con la declaración de emergencia económica en noviembre y nos terminó afectando mucho más. Si estábamos en la lona, con la pandemia quedamos abajo de la lona. Ahora estamos viendo cómo volver a subir. Fue una situación compleja y lo sigue siendo.

-En esta situación de complejidad económica ¿cómo es la relación con Provincia y Nación?
Tenemos una buena relación con el gobierno Nacional y el bonaerense, me he reunido fisicamente antes de la pandemia con muchos ministros provinciales y algunos de Nación. En la Provincia hemos tenido un trato sin distinción de colores. Obviamente que los municipios necesitamos ayuda, algunos lo necesitabamos desde antes y con la pandemia mucho más. El dinero que vino en ayuda, la Provincia lo ha distribuido de forma equitativa y justa para los que más necesitaban. La relación es buena, es un buen camino el que se ha adoptado.

-En la pandemia denunciaste marchas contra el gobierno, ahora a los policías que reclamaron un aumento salarial… 
Pienso que las reglas tienen que ser para todos iguales, uno no puede hacer lo que crítica, cuando uno gobierna lo hace para todos. Entonces, si hay un decreto nacional que dice que no se puede marchar, no se puede estar en espacios públicos, bueno sean del campo, sean trotskistas, sean policías, yo informo al juzgado. La vara es para todos igual, sino uno lo que hace es decir estos son votantes míos, no los denuncio; estos son votantes de la oposición, los denunció; y así. En esa discriminación de a quien uno informa a la justicia y a quien no, termina perdiendo poder en la toma de decisiones.Yo informo al juzgado federal, y el juzgado será el que tendrá que evaluar. El Poder Judicial parece que está siempre alejado de todo, hablamos del tema Judicial por la reforma, después los jueces y fiscales trabajan mucho pero no están interpelados por lo que pasa en la población de forma directa.

-¿Cómo ves la resolución que tomó el Presidente de darle más recursos a la Provincia?
En el período de María Eugenia Vidal se trabajó mucho para que la provincia de Buenos Aires recupere lo que tiene que recuperar y se le pague lo que se le tiene que pagar. La Provincia más grande del país, representa el 55 por ciento de las fuerzas de seguridad, el 60 por ciento de educación, la que más aporta por habitante y la que menos recibe. Eso Vidal, logró una parte y había que continuar con esto. Veo justo el reclamo de la Provincia al resto de las provincias para recibir lo que los bonaerenses necesitamos para vivir como merecemos. No me parece ni la forma, ni el momento, ni el tiempo. Esto es como sacarle una rueda a un auto para que otro siga funcionando, no es así. Es una discusión que tiene que darse en lo institucional, debatirse, tratarse con las demás Provincias. Esto sienta un precedente institucional con características muy profundas, hoy le toca a CABA y mañana le puede tocar a cualquier otra Provincia. No hay que nivelar para abajo, sacarle al que está bien para que el otro trate de sobrevivir, vamos a terminar con dos problemas.

-Alberto anunció que la decisión fue conversada con Rodríguez Larreta y que iban a trabajar para mejorar la coparticipación. Antes de esos dichos, los intendentes del PRO vaciaron el anuncio del Plan de Seguridad de Kicillof por el enojo. ¿Cómo tomas esa decisión?

Rodríguez Larreta dice que tuvo 25 reuniones con el Gobernador y el Presidente y nunca se tocó el tema, solamente minutos antes de que se anunciará lo que se anunció, le mandó (Alberto) un mensaje, que lo hizo público el Presidente. Aparentemente, hay una contradicción entre lo que dicen, el tiempo dirá como es la situación. Lo que estoy seguro es que los intendentes de Cambiemos se enteraron en el mismo lugar y se vieron sorprendidos.

-¿Y el vaciamiento al anuncio del Plan de Seguridad bonaerense?
Si nosotros somos institucionales y queremos respetar la institucionalidad, tenemos que seguir en ese camino. Sí el Gobernador cita a los intendentes de todos los partidos a participar del anuncio, desde el punto de vista institucional los intendentes tenemos que estar presente. Es la idea que tenemos muchos, sobre todos los intendentes radicales. Qué ganamos con vaciar una reunión, eso no suma, no sirve de nada vaciar reuniones. Seguimos agregando problemas y problemas, en vez de tener un solo frente de batalla en la pandemia, teníamos tres por un conflicto político, además de la Policía. Si seguimos sumando problemas vamos a terminar en una crisis muy profunda y nos va a costar salir mucho más.

-¿Cómo está la convivencia en Juntos por el Cambio?
Estamos bien, obviamente a veces hay diferencias, eso es normal dentro del espacio. A nosotros no nos preguntan cuando van a la Quinta de Olivos a hablar con el Presidente. Van porque son del Conurbano, porque los llaman. Nosotros tenemos a nuestro presidente del Foro de Intendentes, que es Miguel Fernández (Trenque Lauquen), a los delegados de las secciones, que nos representan con mucha austeridad, moderación. Es un tiempo de moderación. Pero estamos pensando adentro del espacio y queremos ser protagonistas. Tenemos las capacidades para encabezar, queremos ser protagonistas e incluso Vidal, Salvai, les parece bueno. 

-Vidal habló de ampliar Juntos por el Cambio.
El espacio hay que ampliarlo a todos aquellos que busquen la salida en un país que respete las instituciones, que trabaje, que respete las normativas, que se piense en el que más necesita ahí va a estar el radicalismo con un montón de gente joven que quiere renovar el partido. Tenemos sed de poder, somos un partido de Gobierno, hemos gobernado muchas veces con logros como Alfonsín que ha dejado una huella indeleble para toda la historia. Las discusiones son buenas, pero deben darse hacia adentro y manteniendo la humildad, lo que nos mantiene unidos nos va a dar más poder y disentir dentro del marco del respeto.


La interna UCR: “Abad representa la renovación del radicalismo”

-¿Cómo viene la interna por el Comité Provincia?
Se llama interna por una cuestión institucional. El presidente actual, Daniel Salvador, no tenía otra salida. Si no llamaba iba a quedar en una situación de prolongación de cargo y si llamaba quedaba en una situación donde todos están pensando en la pandemia nosotros estamos peleando por los cargos. Una situación muy compleja, pero como partido siempre abogamos por la institucionalidad y las cosas en el marco de la democracia partidaria, se llamó a elecciones. Este viernes cerraron las listas, después se verá que fecha se le pone a las elecciones. Hubo un cambio en el partido, tenemos más intendentes, más concejales, más legisladores. Seguramente puede haber críticas, pero la figura de Maxi Abad y Erica Revilla representa la renovación del radicalismo de la Provincia.

-¿Y la contra?
Quizás otras opciones que se presentan son opciones que vienen desde hace mucho tiempo y han utilizado la puerta giratoria del partido, porque han estado en el radicalismo, en el kirchnerismo, con (Sergio) Massa, y volvieron. Esa puerta giratoria que el partido tiene permite que se den estas situaciones. Nosotros con Maxi (Abad) sabemos que es una persona joven, está Erica (Revilla), los intendentes jóvenes, los que no son jóvenes tienen mucha experiencia para trabajar por un radicalismo pujante. Hay que empezar a marcar un montón de cosas, tener una militancia territorial que hoy no la estamos teniendo por efecto de la pandemia, y empezar a seguir trabajando por un partido de puertas abiertas, se limite la elección indefinida de algunos cargos, que haya reglas claras. Maxi es un joven que viene trabajando en política desde sus primeros años, tiene muy claro que quiere un radicalismo dinámico, activo, que use el camino del esfuerzo, del trabajo, de no hacer arreglos con nadie para llegar a lugares. Lo ha demostrado con su capacidad e idoneidad como presidente del bloque en la Cámara de Diputados en defensa de los derechos de un montón de municipios radicales y no radicales también.


“Lo que pasó es para reflexionar”

-¿Cómo viste el conflicto con la Policía?
El problema de la policía es un problema de raíz, es un problema que viene desde hace mucho tiempo. A un policía le das una pistola y muchos no saben cómo armar el arma, tienen menos de 50 tiros de prácticas en el año. La capacitación, respecto a violencia de género, es muy pobre. Cada policía que está hoy en la calle se juega la vida, hay que estar con el uniforme puesto a las dos de la mañana. El sueldo que ganan es paupérrimo. Está bien y justo el reclamo. No veo  bien las formas de reclamar, usar las armas y el uniforme que les da el Estado para usar en defensa de la población en contra del Poder Ejecutivo. No corresponde, sienta un precedente y es un precedente muy complejo. Esto va a dejar una mella en la democracia, hay que tomarlo con mucha preocupación. El haber llegado a un acuerdo no hace más que poner un parche en una gran grieta que se ha armado dentro del sistema democrático cuando un grupo de personas armadas le pedían al Presidente que salga a la puerta a hablar con ellos. Si nos conformamos que la Policía va a ganar 44 mil pesos, me parece bien, pero la actitud de un grupo muy pequeño de las fuerzas, lo que pasó es para reflexionar y para tener en cuenta que esto no se puede volver a repetir.

-Pasó después de los dichos de Duhalde
Viendolo con el diario del día después sí, yo en su momento dije se le atravesó algo en la cabeza y dijo lo que se le ocurrió, pero seguramente debería tener algún tipo de información, no de un golpe, pero sí  de un hecho en línea con un golpe blando, una situación muy lejana pero con reminiscencia de golpe. Tenía información y la tiró, pero la tiró de más. No acertó, pero pegó en el palo.