CUESTIóN DE NúMEROS
18/06
Kicillof quiere mayoría en el Senado: con 2019 fresco, qué tiene que pasar para que suceda
El gobernador y la Vice le apuntan con todo a la Cámara alta. Pretenden dos años tranquilos, y saben qué están cerca. Por eso es que la campaña se centrará principalmente en los distritos de las secciones Primera, Cuarta, Quinta y Séptima. La idea es lograr la mayoría. A continuación, los cálculos necesarios para que se dé
El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, junto a la vicegobernadora Verónica Magario, se pusieron como meta lograr la mayoría en la Cámara de Senadores. Por eso, en esta campaña que se avecina y que en realidad ya comenzó, el foco esará puesto justamente en las cuatro secciones en las que se le pueden "sacar" manos a Juntos por el Cambio: la Primera, la Quinta, la Cuarta y la Octava. 

Tal como informó La Tecla tiempo atrás, en el Frente de Todos, calculadora en mano, se entusiasman. Y si bien se muestran preocupados por la caída de la imagen del gobierno producto principalmente de la pandemia, tienen en claro que si los porcentajes de los comicios pasados se replican en noviembre próximo, podrían quedarse con la mayoría en las dos cámaras. 

A saber. En comparación con 2017 (los cargos que se renuevan) se producirían diferencias en casi todas las secciones. En la Séptima, por ejemplo, que elige tres senadores, ya no sería 3-0 para Juntos por el Cambio, sino que esta vez el Frente de Todos se quedaría con uno de los legisladores en juego.



PRIMERA SECCION
LOS OCHO QUE SE PONEN EN JUEGO

Juntos por el Cambio
-Gabino Tapia
-Daniela Reich
-Roberto Costa
-Aldana Ahumada
-Emiliano Reparaz

Frente de Todos
-Gustavo Soos
-Marta Pérez (reemplaza a Teresa García)
-Luis Vivona


*Cinco senadores pone en juego Juntos por el Cambio y tres son los que arriesga el Frente de Todos. La diferencia en 2017 fue de apenas 5 puntos: 41,44 por ciento (1.378.201 votos) para los ganadores y 36,08 (1.200.055) para los perdedores. Claro, en aquel momento, las cosas no eran como en la actualidad. El kirchnerismo y el Frente Renovador jugaban por separado.

*En principio, si los votos se sumaran como si fuera una simple cuenta matemática, el actual oficialismo se hubiera quedado con el 48,20 por ciento de los sufragios (la papeleta de Un País que encabezó Sebastián Galmarini, obtuvo el 12,12 por ciento). En ese caso, el reparto hubiera sido cuatro para un lado y cuatro para el otro. Pero el kirchnerismo y los K no jugaron juntos. Punto. 

*Esa unidad se iba a aparecer recién en 2019. Y los votos se dieron de la siguiente manera. Siempre con el foco en la elección seccional, el Frente de Todos dio vuelta el resultado de 2017 de manera contundente y se alzó con el 51,94 por ciento de los votos (1.817.088). En segundo lugar quedó Juntos por el Cambio, con el 37,45. 

*¿Qué pasaría si estos mismos números se dieran en noviembre próximo? Malísimas noticias para la oposición: el Frente de Todos se quedaría con cinco de los ocho senadores, mientras que Juntos por el Cambio se quedaría con tres. O sea, el mismo reparto que en 2017, pero al revés. En síntesis, el oficialismo sumaría dos nuevos senadores, que son los que perdería la oposición. 


REPARTO 2017
-CAMB: 5
-UC: 3
REPARTO 2021 (según los números de 2019)
-FdT: 5
-JxC: 3
GANANCIA OFICIALISTA:  2




CUARTA SECCION
LOS SIETE QUE SE PONEN EN JUEGO

Juntos por el Cambio
-Juan Carlos Fiorini
-Ana Laura Geloso
-Leandro Blanco
-Felicitas Beccar Varela
-Agustín Máspoli

Frente de Todos
-Gustavo Traverso (reemplaza a Aldo San Pedro)
-María Elena Defunchio


*De las siete bancas que se pusieron en 2017, la alianza gobernante se quedó con cinco, mientras que Unidad Ciudadana obtuvo apenas dos. Los primeros se alzaron con el 50,43 por ciento de los votos (192.917) y los segundos con el 25,24 por ciento (96.561). En tercer lugar, lejos, el Frente Renovador, con el 11,98 por ciento (45.823). Más lejos aún, el Frente Justicialista, con el 9,76 (37.351). Contundente victoria cambiemita.

*¿Hubiera cambiado algo si el Frente Renovador y los K jugaban juntos? ¿Y si se sumaba también el PJ?  Sí. El reparto hubiera sido 4 para la entonces oposición y tres para el entonces oficialismo. No variaba si se sumaba o no el FJ. Igual quedaba 4-3. La clave era el massismo. Hipótesis, nada más. Como se dijo antes, los K y el FR lejos estaban de jugar juntos por aquel entonces. 

*Todo cambia. En 2019, luego de arduas negociaciones, Cristina y Massa sellaron la paz y se aliaron en el Frente de Todos. ¿Si en octubre se repiten los números de 2019 (se eligió diputados), cómo quedaría el reparto de bancas? Primero lo primero: esto pasó hace dos años: JxC, 46,34 por ciento (189.085 votos - 7 bancas); FdT, 44,72 por ciento (182.459 votos - 6 bancas) y Consenso Federal, 7,31 (29.817 votos - 1 banca).

*Si estos mismos votos se traspolan a la elección que viene, otra vez malas noticias para Juntos por el Cambio: ese excelente reparto de 5-2 de 2017 ya no sería posible. Ahora, la bancada opositora se quedaría con cuatro voluntades, o sea que perdería una y el oficialismo se alzaría con tres, una más que en 2017. Por supuesto, como se dijo antes, si es que se repiten los votos de 2019. Incluso la cantidad de votantes. 


REPARTO 2017
-CAMB: 5
-UC: 2
REPARTO 2021 (según los números de 2019)
-JxC: 4
-FdT: 3
GANANCIA OFICIALISTA:  1







QUINTA SECCION
LOS CINCO QUE SE PONEN EN JUEGO

Juntos por el Cambio
-Franco Bagnato
-Flavia Delmonte
-Lucas Fiorini

Frente de Todos
-Gervasio Bozzano
-Gabriela Demaría

*Si bien la victoria de Cambiemos en 2017 fue más que contundente, el sistema de repartos (no le permitió obtener aunque sea una banca más. Claro, con el 52,12 por ciento de los votos (442.013), el por entonces oficialismo se quedó con tres voluntades, mientras que Unidad Ciudadana, con el 27,56 por ciento (233.717 votos) se alzó con las dos restantes. Lejos, en el tercer lugar, el Frente Renovador, con el 11,28.

*¿Hubiera cambiado algo si los K y los massistas jugaban juntos? No. El reparto hubiera sido exactamente el mismo. Tres para los ganadores, dos para los perdedores. Ni siquiera llegando al 40 por ciento (20 por ciento de los votos es el piso) habrían alcanzado una banca más (la suma de UC y FR da 38,84 por ciento). Como el tercero en discordia no llegó a 20, el reparto es sencillo: tres para el ganador, dos para el segundo. 

*Y lo mismo sucede con los votos de 2019 transportados a los comicios entrantes, aunque las diferencias hayan sido mucho menores. Juntos por el Cambio obtuvo el 48,07 por ciento de los votos (433.398) y el Frente de Todos el 43,04 (387.991). Si esto se repite en octubre, el reparto de senadores quedará igual: tres para la oposición (en 2017 oficialismo) y dos para el oficialismo (en 2017 oposición).


REPARTO 2017
-CAMB: 3
-UC: 2
REPARTO 2021 (según los números de 2019)
-JxC: 3
-FdT: 2
GANANCIA OFICIALISTA: 0




SEPTIMA SECCION
LOS TRES QUE SE PONEN EN JUEGO

Juntos por el Cambio
-Alejandro Cellillo 
-Carolina Tironi 
-Lucrecia Egger (reemplaza a Dalton Jáureguy)


*En el 2017, cada uno de los legisladores equivalió a 65.080 votos (cociente), ya que el total de votos positivos fue de 195.240. Cambiemos obtuvo el 41,44 por ciento, mientras que la segunda fuerza, Unidad Ciudadana, se alzó con el 26,14, por lo que quedó a más de 7 puntos de perforar el piso y así "robarle" una de las tres bancas en juego a la alianza del Pro, la UCR y la CC. 

*Un dato a tener en cuenta es que en ese entonces, el Frente Renovador jugó de manera individual y obtuvo el 12,24 por ciento de los sufragios. ¿Qué hubiera pasado si el Frente de Todos se formaba en 2017 y no en 2019? No se sabe. Pero si Unidad Ciudadana y el massismo sumaban sus votos, el reparto de senadores hubiera sido dos para Cambiemos (Cellillo y Tironi) y uno para el kirchnerismo (Adriana Capuano). 

*Y en tren de comparaciones, si en noviembre próximo se repitieran los números de la elección para diputados 2019, al igual que si en 2017 UC y FR jugaban juntos, el Frente de Todos rompería el piso del 33 por ciento y se quedaría con una banca en la cámara alta. ¿Cómo fue el resultado en los pasados comicios? 50,15 para Juntos por el Cambio y 42,49 para la entonces oposición. 

*En síntesis, el Frente de Todos tiene todo para sumar un nuevo integrante en el Senado, lo avalan los números de 2019 y también los de 2017: en 2017 fue 3 a 0 para Cambiemos y en la que viene, si no hay cambios demasiado sustanciales, podría ser 2 a 1, por supuesto también en favor de la actual oposición. 



REPARTO 2017
-CAMB: 3
-UC: 0
REPARTO 2021 (según los números de 2019)
-JxC: 2
-FdT: 1
GANANCIA OFICIALISTA:  1