07/05
Escuelas habilitadas y duras críticas en medio de la disputa por la presencialidad
El gobierno provincial dio a conocer el esquema de asistencia a los alumnos con la habilitación de espacios y recursos de escuelas a aquellos estudiantes que no cuenten con condiciones mínimas para la continuidad pedagógica. Qué dice Educación y cuál es la realidad de los docentes
En medio de la disputa por la presencialidad en los distritos más afectados por el avance de la pandemia, el gobierno provincial dio a conocer el esquema de asistencia a los alumnos con la habilitación de espacios y recursos de escuelas a aquellos estudiantes que no cuenten con condiciones mínimas para la continuidad pedagógica en sus hogares; orientación y comunicación con las familias que lo requieran; acompañamiento socio-pedagógico a estudiantes en situación de vulnerabilidad; sostenimiento y fortalecimiento de los servicios alimentarios escolares en todas sus modalidades; no interrumpibles, tales como ejecución de obras de refacción, reparación o acondicionamiento de la infraestructura escolar.

Con relación a las zonas con Alarma Epidemiológica y Sanitaria (en el caso de los aglomerados urbanos, departamentos o partidos de más de 300 mil habitantes) donde corresponde la suspensión de la asistencia a clases presenciales en todos los niveles educativos; el gobierno señaló que “las escuelas permanecerán abiertas con las dotaciones necesarias, sugiriendo desarrollar las siguientes actividades: distribución de materiales educativos (material impreso, libros, actividades, entre otros); devolución e intercambio de actividades no presenciales de parte de las y los docentes en el caso de estudiantes que no cuenten con otros medios de comunicación con la escuela en sus hogares; orientación individual de aquellos estudiantes que han sostenido vinculación baja o nula con la escuela durante 2020 y/o aquellos que estén transitando la figura de promoción acompañada”.

De esta manera se aclaró que “se halla exceptuada de la suspensión de las clases presenciales, la escolaridad de estudiantes de la modalidad de educación especial, en acuerdo con sus familias”.

En tanto, La titular de la cartera educativa, Agustina Vila explicó que "la reducción de la presencialidad no es una política educativa sino una decisión sanitaria que busca minimizar la circulación".

Asimismo se aclaró que “para aquellos chicos y chicas que no tienen conectividad, ni equipamiento o que tienen sus posibilidades educativas más vulneradas por la pandemia, se organizan encuentros individuales o muy reducidos para que, con un turno asignado previamente, se acerquen a la escuela y su docente los reciba, les dé el material de trabajo y todos los recursos que tiene la escuela a disposición; incluso el préstamo en comodato de computadoras del gabinete”.

Desde la cartera educativa señalaron a LaTecla.Info que con los alumnos que no tienen la posibilidad de conexión virtual se coordina un turno para un encuentro individual o de un grupo muy reducido, donde se concurre para que el docente pueda explicar consignas, otorgarle material didáctico y tareas en material impreso. 

Este esquema de turnos generó cuestionamientos desde el personal docente. Al respecto, la exdiputada y referente de Suteba, Nathalia González dejó en claro “es una actividad voluntaria para los docentes donde disponemos de un día y horario y si los docentes no se pueden acercar, las escuelas no están abiertas todos los días a  diposición de los padres para que puedan acercarse”.

En referencia a la disponibilidad de los docentes, la exlegisladora afirmó: “Nuestra asistencia es voluntaria. Nosotros no estamos citados porque está dispuesta la virtualidad y no estamos en condiciones de ir a trabajar, por eso el mensaje es demagógico y ambiguo, porque las escuelas están abiertas porque el directivo tiene la llave, pero eso no significa que el personal esté en los establecimientos, porque no estamos cubiertos ni convocados para eso, porque estamos trabajando en la virtualidad”.