INFORME ESPECIAL
22/10
Quién es quién en la mesa agraria
En las próximas semanas, se llevará a cabo la segunda reunión anual de la mesa. Una decisión de la provincia de Buenos Aires amplió la cantidad de actores involucrados y quedó un reparto equitativo. Cómo juegan los dueños de las sillas.

Dos al año son las reuniones que mantiene la Mesa Agraria Provincial. Siempre fue así. Sin embargo, un nuevo gobierno en el poder trajo de la mano una sorpresa para el inicio de las conversaciones allá por finales de julio y principio de agosto. Es que, la cantidad de sillas, virtuales, claro está, se agrandaron.

La administración de Axel Kicillof y el ministro de Desarrollo Agrario, Javier Rodríguez, sumaron a nuevos actores a la mesa de definiciones políticas en materia del agro provincial. De esa manera, las conducciones históricas como la de CARBAP, CONINAGRO, Sociedad Rural y Federación Agraria Argentina (fragmentada en dos) se vieron con nuevos integrantes como las Mujeres Rurales, FEBAPRI, APHI, Productores Cuenca Río Luján, Facept, y UATRE. 

Desde la Provincia remarcaron a este medio que la medida fue para “darle voz a todos, incluso sectores que nunca participaron y que son representativos como las Pymes”. Así, remarcan que la inclusión de nuevos integrantes sirvió para, entre otras cosas, que los beneficios producto de las emergencias agropecuarias lleguen a todos. Por caso, APHI ( Asociación Platense de Horticultores Independientes) pudo sumarse a la lista de exenciones producto de las emergencias.

Mientras que, desde CARBAP, como portavoz de peso entre las líneas históricas, advirtieron que buscarán debatir la conformación en la próxima reunión de la mesa. “A nuestro entender antes tenía otra conformación, ya lo debatiremos”, lanzó Horacio Salaverry. En definitiva, los sectores con pasado en la mesa buscan tener mayor peso en cuanto a su presencia.

Con dicho panorama, los integrantes de la mesa agraria, gobierno incluido, se preparan para la cita que finalmente se dará pasado mediados de noviembre. En ese sentido, todos concuerdan en que “la relación es buena, sino no habría mesas de diálogo”.


Los dueños de las sillas

La línea histórica, que busca dar marcha atrás con la ampliación de los integrantes, responde justamente a un sector opositor al gobierno del Frente de Todos. Si bien sostienen a ultranza que el trabajo se da de la mejor manera posible y hay respuestas “de ambos lados”, marcan la diferencia con el antecedente de Cambiemos. “Con Sarquis (Leonardo, ex ministro Agrario de María Eugenia Vidal) hay una relación de amistad”, sostienen.

Así, la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (CARBAP); Confederación Intercooperativa Agropecuaria Limitada (CONINAGRO), la Federación Agraria Argentina conducida por Dardo Alonso, y la Sociedad Rural, se sientan desde el costado opositor de la Mesa Agraria. 

Incluso, algunos de sus dirigentes responden a la conducción PRO. Por caso, Mercedes Lalor, de la Sociedad Rural llegó a los cargos dirigenciales luego del conflicto por la 125 y se alinea con el partido amarillo. En ese marco, en las conversaciones con el Gobierno, es representante de las posturas más fuertes.

En tanto, la decisión de abrir el juego a nuevos actores, trajo consigo un equilibrio favorable para la administración provincial. Es que, de contar con un escenario hostil se llegó a un reparto con buenos gestos.

Así, la Federación Agraria Argentina - FAA, línea de Jorge Solmi, hombre cercano al Frente Renovador, aparece como principal cabecilla político entre los aliados de Kicillof y Rodríguez. A ellos, se suman los Productores de la Cuenca del Río Luján; las Mujeres Rurales, que responden a Federación Agraria Argentina - FAA; la Federación de Asociaciones de Centros Educativos para la Producción Total de la provincia (FACEPT); la Federación de Productores de la Provincia de Buenos Aires (FEBAPRI); y la Asociación Platense de Horticultores Independientes (APHI).


La incógnita

El desenlace letal de la enfermedad de coronavirus para Ramón Ayala, dejó a la UATRE sin secretario general durante varios días. En la tarde del martes, el gobierno de la Nación entregó a José Voytenco, los papeles para que asuma como secretario general y deje su rol de secretario adjunto. De esa manera, se cumplió con el estatuto gremial. Vale recordar que, Ayala había llegado a la conducción por el deceso de Gerónimo Venegas y luego fue revalidado.

En ese sentido, si bien consideran que la UATRE mantendrá su línea de aliado como ocurrió durante la administración de Ayala, ponen un manto de sospecha. Por el momento no hubo conversación con Voytenco. No obstante, sostienen que si los intendentes alineados a UATRE a través del Partido FE (Cecilio Salazar de San Pedro; y Arturo Rojas, de Necochea) juegan en línea con Kicillof, el gremio seguirá los pasos para ser otro aliado en la Mesa Agraria Provincial.