INFORME ESPECIAL
13/07
La interna de Juntos por el Cambio: el impacto en la Legislatura
El crimen de Fabián Gutiérrez y la marcha del 9 de Julio dejaron expuestas las distintas posiciones dentro de la alianza opositora. Dialoguistas versus duros. Quiénes se paran en cada bando en el parlamento bonaerense. 
“Un crimen de extrema gravedad institucional”. Ese fue el título del comunicado que despertó una nueva interna en el seno de Juntos por el Cambio. Esta vez, nada tuvo que ver la pandemia, sino una muerte que tuvo lugar a más de 2.700 kilómetros de Buenos Aires. 

Pero, no fue cualquier víctima. Se trataba de Fabián Gutiérrez, un ex secretario de la actual vicepresidenta Cristina Kirchner, quien había declarado como imputado colaborador en la investigación conocida como “Causa de los Cuadernos”.

No habían pasado más que unas horas luego de que personal de la Policía Científica de El Calafate había desenterrado el cuerpo de Gutiérrez cuando el comunicado de Juntos por el Cambio circuló en las redes sociales, vinculando el crimen con el poder político, especialmente con el kirchnerismo.

Claro, la provincia de Santa Cruz es actualmente gobernada por Alicia Kirchner, y su hija Natalia Mercado es la fiscal a cargo de la causa por la muerte de Gutiérrez. Ese fue motivo suficiente para que la cúpula de la alianza opositora emitiera el comunicado.

Minutos después de su viralización, empezó un escándalo que no sólo se limitó puertas afuera de la alianza, sino que hizo muchísimo ruido en la propia oposición. Los líderes de los tres principales partidos que integran Juntos por el Cambio no habían consultado con las bases los términos del comunicado y eso generó un fuerte malestar, sobre todo dentro del PRO hacia su propia presidenta partidaria, Patricia Bullrich, a quien apuntaron como la principal responsable de la filtración del documento.

Acusaciones van, acusaciones vienen, finalmente el partido amarillo acordó conformar una nueva mesa de trabajo con ocho integrantes en la que cada sector interno tendrá representación. Por el lado de Mauricio Macri estarán sentados Bullrich y Fernando de Andreis; por el lado de Horacio Rodríguez Larreta harán lo propio Eduardo Machiavelli y Diego Santilli; en representación de María Eugenia Vidal estará Jorge Macri y Cristian Ritondo; mientras que el interior estará representado por el misionero Humberto Schiavone y el santafesino Federico Angelini.

La cúpula tendrá su primera reunión formal como tal este mismo lunes, luego de la escandalosa marcha del 9 de Julio, promovida por el ex presidente Mauricio Macri, que terminó con un severo ataque a los periodistas de C5N y otros afines al actual Gobierno. 

La mayor parte de Juntos por el Cambio repudió la violencia suscitada en el Obelisco. Macri, sin embargo, no lo hizo. En su lugar, compartió una imagen de la marcha junto a un mensaje que rezaba: “¡Libres! ¡Feliz Día de la Independencia!”.
 

Como si fuera poco, horas después de la movilización, el nombre de la ex gobernadora María Eugenia Vidal se convirtió en tendencia. Desde el ala dura del PRO le cuestionaban haberse manifestado en contra de los incidentes y avalaban la postura del ex mandatario. La interna quedó así al descubierto. Dialoguistas versus duros.

Y este escenario también se hizo sentir en la Legislatura provincial, donde no sólo conviven el PRO, el radicalismo y la Coalición Cívica, sino distintos sectores de cada partido político. Según pudo saber LaTecla.Info, este tema se habló con profundidad dentro de los bloques de cada Cámara cuando se emitió el comunicado por la muerte de Gutiérrez. La gran mayoría no estuvo de acuerdo con su emisión, no por una cuestión de contenido, sino producto de la falta de consulta a las mesas provinciales de los partidos. 

La excepción, como era de esperarse, fue el partido de Lilita Carrió que, retirada de la política, cedió su firma y representación a Maximiliano Ferraro y Mariana Zuvic a nivel nacional. En territorio bonaerense, los cinco legisladores que tiene el partido adhirieron al comunicado. Se trata de Maricel Etchecoin Moro y Luciano Bugallo, de Diputados; Elisa Carca, Andrés de Leo y Carolina Tironi, en Senado; que se paran en el bando de considerados más “duros” de la oposición.

Desde hace años la Coalición Cívica es uno de los partidos más críticos del kirchnerismo, al que ha denunciado en la Justicia en reiteradas ocasiones. Hace apenas unas horas, el partido emitió un comunicado, firmado por todos los legisladores provinciales del espacio, titulado “Carrió en lo cierto-Kicillof miente” en el que advierten sobre la enorme cantidad de contagios de coronavirus en La Matanza, distrito que Lilita calificó como una “usina de pobreza consecuencia de los 35 años de intendencias PJ”.

En este documento, responsabilizan al intendente, la vicegobernadora y al gobernador de ser responsables por permitir la propagación del virus en el municipio con “mayor índice de letalidad”.

Dentro del radicalismo, la historia es otra. Uno de los pocos que compartió el documento sobre la muerte de Gutiérrez fue el actual presidente del Comité Provincial y ex vicegobernador Daniel Salvador porque, según entendieron desde el partido, una de las que lo firmó es Alejandra Lorden, quien además de ser diputada y del riñón de Salvador es vicepresidenta del partido a nivel nacional. 
 

Según reveló la propia Lorden, el comunicado era aún más duro y se consensuó bajarle bastante el tono. “No hubo quilombo dentro del radicalismo. No es que hay dos bandos. No es como en el PRO que Patricia no les simpatiza a todos los del PRO. En el caso de Cornejo es unánime. En cuanto a la Provincia, Alejandra nos representa a todos nosotros claramente”, aseguró a LaTecla.Info un senador boina blanca. 

Sin embargo, el legislador aclaró que más allá de lo institucional, “muchos no estuvieron de acuerdo con la publicación del documento en términos personales. Pero en la UCR no hay duros y blandos”.

Por caso, apenas cuatro de los 14 legisladores (diputados y senadores) que tiene el radicalismo en el parlamento bonaerense compartieron un documento publicado por el bloque de Juntos por el Cambio en Diputados y que no es el mismo que fue redactado por las autoridades nacionales. 

Éste, se titulaba “No hay que descartar ninguna línea de investigación en la muerte de Fabián Gutiérrez”, que fue retuiteado por Valentín Miranda, Emiliano Balbín, Johana Panebianco y Sandra París. La senadora Flavia Delmonte, por su parte, se limitó a hacer un comentario a título personal. 

Días atrás, el Comité Provincial fijó para el 11 de octubre las elecciones internas del centenario partido. Por el momento, aparecen dos listas que pelearán por la conducción: una conformada por el jefe de bloque de diputados de JxC, Maximiliano Abad, y la intendenta de General Arenales, Erica Revilla; y otra que encabeza el intendente de San Isidro, Gustavo Posse. No obstante, en las últimas semanas, desde distintas secciones electorales de la provincia manifestaron su apoyo a la fórmula Abad-Revilla, entre ellas la Tercera, la Cuarta y la Sexta, por lo que se posiciona como favorita, incluso dentro de la Legislatura. 

Posse, por caso, cuenta con representación a través del diputado Walter Carusso, pero éste no integra el bloque de Juntos por el Cambio, sino que poco después de haber asumido en su banca en diciembre de 2019 se sumó al bloque Cambio Federal. El intendente no quiso meterse en la interna que hoy se vive en la alianza opositora. "Cada uno de los partidos entrará en su período de renovación, pero en el medio de la conmoción nacional que se vive por la pandemia, es prioridad número 400. Después viene la renovación del radicalismo en la provincia de Buenos Aires", señaló Posse a este medio. 

Por eso, en el radicalismo la postura es casi unánime. Pero, como dijo el senador radical a LaTecla.Info, la situación dentro del PRO es otra. Allí fue donde hubo mayores resquemores y posiciones contrapuestas. No fue la primera vez. Ya desde el inicio del Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO), el partido amarillo se dividió en dos partes: los dialoguistas y los más críticos. 

En el primer sector se reconocen quienes tienen responsabilidad de gestión, es decir, los intendentes. En este mismo bando se ubicó la ex gobernadora María Eugenia Vidal y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.

Por eso, en la Legislatura las posturas que se tomaron frente al comunicado nacional se condicen con sus referentes. Aquellos diputados y senadores que responden a los intendentes prefirieron el silencio o una postura más conciliadora. Lo mismo quienes mantienen como su jefa política directa a Vidal o quien fuera su mano derecha durante cuatro años, Federico Salvai. 

"Los que respondemos a los intendentes no distribuimos el comunicado, no lo compartimos. La realidad es que no se trata de ser más bueno o más malo, sino que se trata de convivir", explicó un diputado.

Al intendente de Vicente López le responden los senadores Gabino Tapia y Juan Fiorini, más los diputados Laura Ricchini, Mauricio Vivani y Verónica Barbieri. 
 

Néstor Grindetti, de Lanús, también tiene representación en ambas cámaras. Adrián Urreli en Diputados y Lorena Petrovich en Senadores. El jefe comunal platense Julio Garro tiene dos senadores: Juan Pablo Allan y Florencia Barcia, y es bastante cercano a Carolina Píparo.

En tanto, el bahiense Héctor Gay cuenta con Santiago Nardelli como diputado y Nidia Moirano como senadora; mientras que Diego Valenzuela tiene un solo escaño en la Cámara Alta: su esposa Daniela Reich. 

A Vidal todavía le responde una importante cantidad de diputados y senadores que, como se dijo, siguieron la línea de su jefa política y evitaron la confrontación directa. 

Párrafo aparte merece la senadora provincial Felicitas Beccar Varela, una de las más duras del partido amarillo dentro de la Legislatura. Si bien no compartió el comunicado, publicó una serie de tuits que dejaron sentada su posición. 

“Lamento la aparición Sin Vida de #FabianGutierrez testigo clave en una de las causas de #Corrupción más grandes de nuestra Historia. Una vez más el asesinato, caratulado como “Suicidio” del Fiscal Nissman, toma relevancia. Un Modus Operandi?”, escribió.

Y agregó: “Según la prensa local: Encontraron a los presuntos asesinos, declaran crimen pasional y extorsión, se hacen cargo y a otra cosa. Sobrevuela una sensación de Impunidad ante la #Justicia en feudos donde el #Poder todo lo tiene controlado”.

Beccar Varela es de Pehuajó, un distrito en el que pisa fuerte Daniel “El Tano” Angelici, uno de los dirigentes más cercanos a Mauricio Macri. Por caso, el diputado Fernando Rovello también le responde al ex presidente de Boca Juniors.

No abundan en el parlamento bonaerense los legisladores de línea directa con Patricia Bullrich y, por elevación, con el ex jefe de Estado. Ese fue uno de los principales cuestionamientos a la ex gobernadora cuando cerró las listas en 2019. Vidal hoy, tiene allí a gran parte de sus aliados dentro de la interna que libró dentro de Juntos por el Cambio.