GRAVE DENUNCIA
08/10/2020
Mayra Mendoza echó al funcionario acusado de usurpación
Angel Norambuena, referente en Quilmes del espacio SOMOS barrios de Pie, de Victoria Donda, fue acusado de haber tomado posesión de una quinta. La presentación judicial está radicada por presunta usurpación, daños, venta de estupefacientes, robo y asociación ilícita. El ahora exfuncionario rechazó las acusaciones y aseguró que las llevará a la justicia.
Por pedido de la intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, el dirigente Ángel Norambuena dejó de ser director General de Deportes del municipio, luego de haber sido denunciado penalmente por presunta usurpación de una quinta.

“La Intendenta le pidió la renuncia hasta tanto se aclare su situación judicial. Si se resuelve se verá si vuelve, y si no, seguirá su curso”, señalaron desde el municipio a La Tecla, añadiendo que todavía no tienen un reemplazante designado. 

Norambuena es referente en el municipio del espacio SOMOS Barrios de Pie, comandado a nivel nacional en la titular del INADI, Victoria Donda, y el Subsecretario de Políticas de Integración y Formación del ministerio de Desarrollo Social, Daniel Menéndez. Además, Norambuena se desempeñaba como tesorero del Club Argentino de Quilmes.


Norambuena habla flanqueado por Mayra Mendoza, Victoria Donda y Daniel Menéndez

El denunciante, Leandro Alberti Shcherbyna reclama a Norambuena la presunta ocupación de un quinta ubicada en la calle Bottaro 1111, en el centro de Quilmes. Según la denuncia,   Shcherbyna fue a la propiedad y se encontró con un grupo de personas, entre ellos Norambuena, quien le aseguró ser el legítimo dueño de la vivienda. 

“Les hice saber que el dueño era yo y los intimé a desalojar el lugar. Se negaron y no abrieron la puerta, al son de un ‘te cabió la toma, gato’ pronunciado por Ángel Norambuena”, relató en el documento.

En el escrito, el denunciante señalaba que cortaba la luz cuando no utilizaba la quinta, pero que se encontró con “una conexión de luz eléctrica que puenteaba el medidor” y también con un candado que él no había colocado. También añadió Shcherbyna que conocía a Norambuena y algunos de los presentes de habérselo cruzado en “un asado”.

Luego, la denuncia recoge testimonios de vecinos que denuncian que Norambuena y las personas que lo acompañaban  “toma de terrenos”, “comercializadores de estupefacientes” y “re ventas de donaciones (alimentos), provenientes de la municipalidad de Quilmes”.

De esta manera, la denuncia radicada por Shcherbyna acusa al funcionario municipal y otras dos personas se enmarcan en las acusaciones por presunta usurpación, daños, venta de estupefacientes, robo y asociación ilícita.


El inmueble en disputa

Norambuena, por su parte, rechazó las acusaciones y, a través de un comunicado, anunció que realizará una denuncia contra Shcherbyna por “calumnias e injurias”.

“Ante tamaña difamación esgrimida dolosamente por dicho Señor, dejo expresamente aclarado que jamás he cometido delito alguno, desconociendo los verdaderos motivos que han llevado al hoy denunciante a plasmar en una denuncia, semejantes falacias e instalar públicamente mendaces asertos, sin asidero alguno y huérfanos de toda prueba. No existe un solo elemento probatorio que acredite sus dichos y esto lo afirmo desde mi más sincera convicción y conocimiento”, indicó en el comunicado.

En la misiva, Norambuena había anunciado que ponía la renuncia a disposición de la Intendenta, y que se pondrá “voluntariamente a estar a derecho por ante las autoridades judiciales, fines ejercer el derecho de defensa que me asiste, donde se demostrará acabadamente el cinismo y la alevosía en la conducta desplegada por dicho farsante”.