ACTO OFICIAL
01/06
En medio de los cuestionamientos, Alberto insistió en mantener la unidad ante la pandemia
El presidente Alberto Fernández inauguró un “hospital solidario” y un centro de diagnóstico de coronavirus de Pilar. El Gobernador no estuvo presente.
El presidente Alberto Fernández inauguró un “hospital solidario” y un centro de diagnóstico de coronavirus de Pilar, que se convirtió en el primer lugar del país en el que se podrán realizar testeos sin bajarse del auto.

Durante el acto, el jefe de Estado agradeció a las autoridades del Hospital y la Universidad Austral, y señaló: “Hay una Argentina que puede ser mejor, donde todos rememos para el mismo lado, y allí no tiene que haber diferencias. La única preocupación que tenemos es la de salvar vidas”.

“Hablo con cierta frecuencia con el Papa, y él tiene una idea que comparto: En este tiempo y en este mundo, nadie se salva solo, todos necesitamos del otro para estar mejor, y acá lo que yo pude ver es que los que más necesitan, como los que más tienen pueden unirse junto al Estado para hacer una sociedad más justa”, definió el mandatario.
  
Respecto de la puesta en marcha del Hospital Solidario, el Presidente celebró “que haya fundaciones y empresas privadas que hayan puesto su esfuerzo para construir esto”, al tiempo que destacó que “eso habla de la mejor Argentina que podemos construir entre todos”.

El mandatario estuvo acompañado por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; el ministro de Salud, Ginés González García; y el secretario General de la Presidencia, Julio Vitobello.

También participó el intendente de Pilar, Federico Achával, entre otras autoridades nacionales. 

El Hospital, que se encuentra dentro del campus del Austral, fue construido a partir de donativos de civiles y empresas, y contará con 20 camas de terapia intensiva y 40 de terapia intermedia.

A su llegada, el Presidente fue recibido por el rector de la Universidad Austral, Julián Rodríguez, y el presidente del Hospital Universitario, Lucas Niklison, con quienes realizó una recorrida por las instalaciones del nuevo centro asistencial. 

Durante el acto, Niklison destacó: “Nosotros adherimos plenamente a la medida temprana de aislamiento preventivo dictada por el Presidente, y estamos convencidos de que, gracias a ella, estamos atravesando la pandemia con indicadores que nos diferencian claramente de otros países, en cuanto al número de pacientes infectados y de muertes asociadas por el virus".

“Señor Presidente, le toca dirigir la nación en un momento muy difícil, sepa que cuenta con millones de argentinos que estamos trabajando todos los días con afán de servir para vivir en una sociedad más justa, más equitativa, y eso lo demuestran las centenares de iniciativas solidarias que, como la nuestra, se pusieron en marcha a lo largo y ancho de todo el país para enfrentar la pandemia”, señaló.

En el sector de terapia intensiva, en el primer piso, el mandatario conversó con Marisa, una enfermera recuperada de coronavirus, y con un matrimonio de médicos, que tuvo a su hija Sofía, recientemente, y que también superaron el COVID-19.

A continuación, el Presidente dialogó con el constructor del Hospital Solidario, y se dirigió a la planta baja, donde funciona la terapia intermedia del centro asistencial. Allí saludó a los trabajadores que prestaron tareas durante la obra.

En las últimas semanas, el Jefe de Estado se mostró en reiteradas ocasiones con el mandatario. Más allá de compartir las conferencias de prensa para anunciar la extensión del ASPO, Fernández y Kicillof encabezaron la reanudación de actividades en industrias en medio de la pandemia.