GESTION KICILLOF
10/12/2019
Confirmado, la Provincia volverá a tener protocolo de aborto no punible
Así lo aseveró este martes el próximo ministro de Salud bonaerense, Daniel Gollan. “Hay que adherir al protocolo de Interrupción Legal de Embarazo. No está en discusión”, sentenció.

Después de las especulaciones al respecto, el próximo ministro de Salud de la provincia de Buenos Aires, Daniel Gollan, lanzó un manto de claridad sobre la situación del protocolo de aborto no punible en el territorio bonaerense. Vale recordar que, con el lobby generado por el ahora ex ministro de Gobierno, Joaquín de la Torre, la gobernadora saliente, María Eugenia Vidal, derogó el protocolo que existía en la Provincia.

Dicho suceso derivó en la salida de Zulma Ortiz de la conducción de la cartera sanitaria provincial y dejó al sistema de salud en un vacío durante casi tres años de la gestión Vidal.

En ese marco, en declaraciones radiales, fue Gollan quien anunció que la Provincia volverá a cumplir con el protocolo alineado a la Organización Mundial de la Salud. La decisión forma parte de una política de Gobierno y cuenta con el pleno acompañamiento de la próxima Ministra de Género, Estela Díaz.

“Hay que adherir al protocolo de Interrupción Legal de Embarazo. No está en discusión, hay que cumplir lo que dijo la Corte Suprema”, sostuvo Gollan y detalló: “La ILE no solo es una cuestión sanitaria con la que uno acuerda, es un mandato de la Corte Suprema”. Al tiempo que sostuvo que “cada mujer que muere por no poder acceder a un aborto seguro, duele”.

En esa sintonía, la propia Díaz remarcó que “El compromiso ya es sostenido. Daniel Gollán lo ha dicho: se va a implementar la guía actualizada para la interrupción del embarazo", y aclaró que "quizá se estudiará si se requiere alguna adecuación a la provincia de Buenos Aires, pero se hará".

Díaz, que es secretaria de Género de la CTA e integrante del Comité de las Mujeres de la Confederación Sindical Mundial Docente, analizó que es necesario avanzar en un programa "que atienda las interrupciones que actualmente son legales, para que se trabajen desde perspectiva de prevención y promoción, así como de atención primaria de la salud".