Argentina
Domingo, 26 junio 2022
NOTA DE GRAFICA
19 de junio de 2022

Una convivencia entre música y política

Ministros, legisladores, intendentes y hasta el propio presidente de la Nación comparten la función pública con el arte de combinar ritmo, melodía y armonía.

Una convivencia entre música y política - La Tecla

Para muchos, la política no descansa. Actos, reuniones, conferencias, recorridas. La agenda empieza muy temprano y termina muy tarde. Ni hablar en años electorales. La función pública es desgastante. En eso todos coinciden. Por ello no son pocos los que encuentran, en sus tiempos libres, la manera de distenderse, desenchufarse del mundo de la rosca y la gestión.

Algunos hacen deportes, pintan, desarrollan emprendimientos, se vuelcan a sus actividades privadas, mientras que otros se dedican a la música, una pasión de multitudes. Ministros, legisladores, intendentes y hasta el propio presidente de la Nación conviven con la política y la música. Pero no solo la escuchan, sino que también son partícipes y creadores; ya sea como solistas o en banda, en solitario o sobre el escenario.

La Tecla hace un repaso por algunos y destacados casos de políticos que también dedican sus días al arte de combinar ritmo, melodía y armonía.

Aníbal Fernández

El titular del área de Seguridad es también un virtuoso guitarrista. Aunque no se muestre tanto en acción como el Presidente, ambos funcionarios comparten la misma pasión por el instrumento de seis cuerdas. Durante la Presidencia de Néstor Kirchner se sacó las ganas y acompañó al recordado músico Juanjo Domínguez en la interpretación de “Canto del arpa”. Pero eso no es todo: el ministro subió al escenario con Peteco Carabajal para cantar una zamba.

Agustín Simone

La relación del ministro de Desarrollo Urbano y Hábitat con la música viene de hace bastante tiempo. “Estudié música muchos años. Estudié piano desde chico, también saxo, bajo, y estuve en una banda de amigos que nos juntábamos a ensayar. Después me gusta mucho el jazz, el blues, pero escucho de todo un poco”, contó a La Tecla. Si de bandas se trata, el funcionario se inclina por Los Redondos y Soda Stereo, pero prefiere lo internacional.

Augusto Costa

El ministro de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica de la Provincia integra Remanentes, una banda que comparte con amigos. “La música siempre es un cable a tierra y un lugar para renovar energías”, expresó hace poco al presentar su más reciente trabajo. El funcionario bonaerense toca el bajo y la guitarra. En alguna que otra ocasión se ha sumado a presentaciones con bandas amigas.

Andrés De Leo

El senador de la Coalición Cívica no solo es un talentoso pianista -don que heredó de su madre-, sino que también es un gran cantante. Recientemente mostró sus dotes artísticas al entonar la canción “La isla de la buena memoria”, de Alejandro Lerner, para conmemorar los 40 años de la Guerra de Malvinas. La interpretación fue posteada en su cuenta de Instagram, donde recibió muchos elogios.

David Hirtz

El senador bonaerense y exintendente de Adolfo Alsina tiene un pasado en la música. Durante la década del 60 el legislador integró el grupo folklórico Los Carahué, en el que, además de tocar la guitarra, oficiaba como cuarta voz. Tiempo atrás, el ex jefe comunal del distrito participó de los festejos de aniversario sobre el escenario junto a sus amigos también músicos.

Pablo Petrecca

El intendente de Junín también es músico de manera oficial. Tal como le comentó a La Tecla, a los 10 años fue al Conservatorio con sus hermanos. Todos son músicos. El se dedicó especialmente al saxo, instrumento que empezó a tocar a los 15 años. “A partir de mi primer trabajo, que fue a los 16 años, lo primero que hice fue comprarme un saxo; todo roto, pero lo fui arreglando. Es un cable a tierra, me gusta tocar, es mi talento oculto”, afirmó el alcalde.

Walter Lanaro

El senador del PRO dedica su tiempo libre a perfeccionarse con la guitarra, instrumento que lo ayuda a distenderse y, por qué no, a divertirse. Semanas atrás se vio tentado de ironizar con el presidente Alberto Fernández, a quien le dedicó una reversión de “La balada del diablo y la muerte”, de La Renga. “De inflación, maldiciones y diablos remarcando”, detalló en su perfil de Instagram, donde colgó el video de su performance.