PROBLEMAS SIN RESOLVER
25/10
Alerta roja en Educación: con Vila en la mira, crecen los reclamos y piden respuestas
Trabajadores de la DGCyE junto a docentes lanzaron una serie de críticas a las autoridades provinciales. Dificultades en infraestructura, falta de nombramientos y recortes salariales, algunos de los puntos álgidos.
Desde gremios que representan a trabajadores de la educación bonaerense expresaron críticas hacia la gestión de la Dirección General de Cultura y Educación que conduce Agustina Vila. Entre otros problemas, señalan inconvenientes en la infraestructura escolar, pago de salarios y nombramientos de cargos.

En diálogo con La Tecla, la secretaria general de Suteba La Matanza, Romina del Plá, manifestó que “el regreso a la presencialidad sigue con muchas dificultas porque no se han tomado las medidas de fondo que hacen falta”.

"Hay problemas en infraestructura y dificulta la utilización plena de los edificios escolares. Durante un año y medio no se construyo ningún aula nueva ni escuela”, indicó y añadió que “el aumento de la matricula que ya venía desarrollándose ahora estalla completamente y en muchas zonas es imposible citar a 60 alumnos por aula”.

Asimismo, contó que “hay escuelas con dos mil alumnos y no hay manera de que este esquema siga funcionando. Necesitamos un plan de construcción de aulas y nuevas escuelas para pensar el inicio del año próximo”.

Además, resaltó que “presentamos un pedido de informe del plan de obras y no hay respuestas. Estamos pidiendo una entrevista con la Dirección Provincial de Infraestructura Escolar” y sostuvo que “no hay respuestas a la cantidad de cargos que están faltando en las escuelas”.

“El +ATR es transitorio con docentes precarizados. Es toda una falta de previsión porque en muchos lugares no se puede realizar por falta de espacio”, explicó del Plá.

En cuanto a la situación salarial, afirmó que “los salarios siguen muy atrasados, se ha hecho antes de las PASO una revisión que denunciamos por insuficiente y lo rechazamos. Baradel y las cúpulas dirigenciales de los otros sindicaros lo defendieron a rajatabla”.

“Los sindicatos provinciales están completamente sometidos al gobierno, no se avizora que organicen ningún reclamo en regla”, disparó.

Por su parte, Churi Uro, secretaria general de la Junta interna ATE Educacion Sede, habló sobre la quita de hasta $18 mil de sus salarios, dispuestos por la titular de la cartera, Agustina Vila.

Todo comenzó al ver los recibos de sueldos con grandes recortes en sus haberes, en especial en trabajadores de mantenimiento que ya denunciaba que el cambio de régimen horario a las 40 hs semanales, había sido acordado por los gremios sin acuerdo de gran parte de los trabajadores.

Entonces, reclamaban que dicha disposición es un "ataque" al salario ya que el pase a las 40 horas implica la quita de una compensación salarial en todos los regímenes. 

En la actualidad el reclamo continúa y Uro expresó a este medio que “después del acta que se firmó la devolución, incumplieron porque devolvieron lo acordado solo al 30 o 40 por ciento de los trabajadores. Además no cumplieron con los plazos porque lo hicieron en octubre cuando tenía que ser en septiembre. Como si fuera poco a todos le devolvieron menos de lo que correspondía”.

También denunció que “se gastaban 18 millones de pesos hasta agosto en horas extras y ahora, que se supone que se redujeron, hubo un aumento a 30 millones de pesos”. 


La respuesta de DGCyE ante el reclamo de un trabajador por el recorte salarial