MALOS ANTECEDENTES
09/08
El Gobierno y la mala costumbre de prometer vacunas: ahora, con las segundas dosis
"Vamos a tener una primavera y un verano hermoso", señaló sin vueltas el candidato a diputado nacional por el Frente de Todos y ex ministro de Salud bonaerense, Daniel Gollan. Antes había remarcado que agosto será el mes de la segundas dosis. Vale recordar que el 20 de diciembre pasado, el presidente Alberto Fernández señaló que entre enero y febrero se iba a inmunizar a 10 millones de personas
Promesas, y más promesas, que en algún momento le salieron caro. Sin embargo, el oficialismo insiste. El ex ministro de Salud de la Provincia y el precandidato a diputado nacional, Daniel Gollan, estimó hoy que para mediados de septiembre "estarán todas las segundas dosis de vacunas contra el coronavirus dadas".

"Estamos en 87% de la población objetivo vacunada con primera dosis", dijo el dirigente en una entrevista con Radio Del Plata y planteó que como agosto será el mes de las segundas dosis "vamos a tener una primavera y un verano hermoso".

"No es que terminó la pandemia, pero la vamos a poder manejar de otra manera", evaluó el exministro de Salud bonaerense y presidente del Comité de Emergencia de la provincia, tal como reprodujo Télam.

Vale recordar que allá por diciembre del año pasado, el presidente Alberto Fernández anunciaba, desde Casa Rosada, que el Gobierno nacional firmó el acuerdo con la Federación Rusa para la llegada al país de la vacuna Sputnik V que permitirá inmunizar, entre enero y febrero, a 10 millones de personas, en el marco de las medidas que se llevan adelante contra el coronavirus COVID-19.

“En el día de ayer hemos suscripto el contrato con el Fondo Soberano de la Federación Rusa, que nos garantiza la provisión de vacunas rusas para la Argentina”, indicaba el mandatario desde la Sala de Conferencias, donde estuvo acompañado por el ministro de Salud, Ginés González García.

Sobre esto, detallaba: “Vamos a poder contar con las dosis suficientes para poder vacunar entre enero y febrero a 10 millones de argentinos y argentinas. Los tiempos de entrega se estiman en una primera remesa de 600 mil dosis para vacunar a 300 mil personas antes de fin de año, en enero con dosis suficientes para 5 millones de personas, y en febrero se completará el resto de las dosis necesarias para alcanzar la vacunación de las 10 millones de personas que estamos previendo”.

El mandatario explicaba además que “el contrato tiene una preferencia en favor de Argentina para poder acceder a las dosis necesarias para vacunar a 5 millones de personas más durante el mes de marzo”, al tiempo que informó: “Hicimos esta prevención por si el resto de las vacunas con las que también tenemos contratos atrasan su llegada al país”.

Como es sabido, esos plazos nunca se cumplieron, y recién a partir de mayo-junio, las vacunas empezaron a arribar con mayor asiduidad. Mientras tanto, el sector más duro de la oposición sacó un fuerte provecho a esas promesas incumplidas de parte del Gobierno.