ESTE MEDIODíA
04/11/2020
Ecos del desalojo: señalada por la Provincia, la izquierda marcha a Gobernación apuntando a Kicillof
"Todos a las calles por Guernica Miércoles 4/11 - 12 horas desde la Estación de Trenes de La Plata hasta la Gobernación. Luego de la brutal represión y desalojo del gobierno provincial a los vecinos de Guernica, este miércoles vuelven a las calles para continuar su lucha por tierra y vivienda", señalaron en un comunicado desde el Nuevo Más
Se espera un mediodía movido e intenso en el centro platense. Es que el desalojo de la toma de Guernica sigue dando que hablar. Organizaciones sociales y sobre todo de izquierda no dejan de apuntar a la Provincia por la manera "violenta" en la que se llevó a cabo el operativo y por esa razón se movilizarán desde las 12 a las puertas de Casa de Gobierno bonaerense, ubiada sobre la calle 6.

"Todos a las calles por Guernica Miércoles 4/11 - 12 horas desde la Estación de Trenes de La Plata hasta la Gobernación. Luego de la brutal represión y desalojo del gobierno provincial a los vecinos de Guernica, este miércoles vuelven a las calles para continuar su lucha por tierra y vivienda", señalaron en un comunicado desde el Nuevo Más.

Y agregaron, a modo de convocatoria que "es fundamental que seamos miles acompañando su legítimo reclamo!!! No podemos permitir que la propiedad privada de los ricos y especuladores esté por encima de los derechos sociales de los trabajadores. Este miércoles todos a las calles!!!", completaron en la gacetilla de prensa. 

"En vez de otorgarle el predio de Guernica a las familias para que construyan un futuro digno, la respuesta de Kicillof y Berni, con el explícito aval del Presidente Fernández, fue una brutal represión, a la que se sumó una campaña ridícula y macartista para culpar a la izquierda", enfatizó el dirigente platense Eric Simonetti.
 
Y añadió que "con la represión y las declaraciones mentirosas pretenden ocultar que durante la pandemia el gobierno dejó pasar más de millón de despidos, no dieron respuestas sanitarias de fondo, la crisis social es descomunal y el déficit habitacional es enorme. Frente a estos agudos problemas el gobierno no está generando ninguna solución real.”



“La campaña macartista del gobierno es escandalosa -continuó el referente-; decir que la izquierda tiró gases lacrimógenos y pasó con las topadoras por encima de las casillas y pertenencias de las y los vecinos es un insulto al reclamo social por tierra y vivienda. Por eso planteamos que el represor y provocador Berni se tiene que ir ya".

Además, informó que: “Bellaco SA, la empresa que dice ser dueña de terrenos en Guernica, tuvo vínculos con la última dictadura a través de su presidente, Pérez Pesado, que fue funcionario de Videla, y adquirió esas tierras bajo el régimen cívico-militar. Ahora quiere construir countries y canchas de golf, pero adeuda impuestos por casi un millón de pesos. ¿Todo esto no es motivo suficiente para desalojarlos? En cambio, poner unas casillas de madera y chapa es sobrado argumento para salir con un ejército.”

Para finalizar, Simonetti planteó: “Es fundamental que en esta movilización seamos miles acompañando el reclamo por la restitución del predio a los vecinos de Guernica. No podemos permitir que la propiedad privada de los ricos y especuladores esté por encima de los derechos sociales de los trabajadores ni que desde el gobierno se siga atacando a los luchadores y la izquierda. Por eso este miércoles todos a las calles”.

Vale señalar que días atrás, tanto la intendenta de Presidente Perón, Balnca Cantero como el ministro de Desarrollo de la Comunidad., Andrés Larroque, expresaron que la idea era no llegar al operativo de desalojo y responsabilizaron por esa situación a los grupos de izquierda incentivaron a los vecinos a no llegar a un acuerdo.

"Se intentó por todos los medios no llegar a un desalojo, pero evidentemente había grupos políticos a los que no les interesaba el bienestar de la gente, sino un rédito político que no entiendo", afirmó la mandataria de la Tercera, y añadió que "los partidos de izquierda no querían entender que no se les podía dar inmediatamente tierra, sino que había todo un trabajo por hacer".

Por su parte, Larroque resaltaba que "sería un error quedarse con la imagen de ayer (por el operativo), que lamentablemente fue una consecuencia a la que se llegó por diversos factores, centralmente por la obstrucción permanente de un sector de las organizaciones que formaban parte de la toma respecto a resolver un proceso en el que intervenimos desde agosto con mesas de diálogo". 

"Logramos que 732 familias salieran de la toma en manera acordada y están en proceso de gestión de su lote con servicios; la misma propuesta teníamos para la gente que permanecía en la toma, pero lamentablemente, más allá de hacer todos los esfuerzos, no hubo predisposición. Hubo mala fe del Polo Obrero, que siempre apostó al conflicto; y de otras organizaciones entiendo que hubo falta de comprensión", agregaba sin vueltas el referente de La Cámpora.