REDES
30/10
Alberto Fernández se despegó de los desalojos de Guernica y Entre Ríos pero les dio el visto bueno
"Lo ocurrido ayer en Guernica fue producto del accionar policial dispuesto por la Justicia. Previo a ello hubo un enorme trabajo de reubicación de familias realizadas por el Ministro Andrés Larroque. El gobernador Axel Kicillof tuvo la prudencia de mantenerme informado", señaló esta mañana el presidente Alberto Fernández en una serie de tuits
El presidente Alberto Fernández salió esta mañana a defenderse de versiones periodísticas relacionadas a su involucramiento en los desalojos ocurridos en Guernica y Entre Rios (familia Etchevehere), y aprovechó para darle el visto bueno a los operativos llevados adelante por las fuerzas policiales, ambos ordenados por la Justicia.

"Lo ocurrido ayer en Guernica fue producto del accionar policial dispuesto por la Justicia. Previo a ello hubo un enorme trabajo de reubicación de familias realizadas por el Ministro Andrés Larroque. El gobernador Axel Kicillof tuvo la prudencia de mantenerme informado", señaló el mandatario en el primero de una serie de tuits.

Y en torno al otro gran conflicto de la jornada de ayer, sostuvo que "los sucesos de Entre Rios, originados en una disputa familiar, fueron también resultado del accionar policial dispuesto por la justicia local tras el fracaso de la conciliación entre las partes. También aquí el gobernador Bordet me mantuvo permanentemente informado".
 

Y continuó: "El involucramiento que me atribuye la nota adjunta en tales sucesos no es tal", en referencia a un artículo del medio digital Infobae titulado "Alberto Fernández se involucró en silencio para lograr que los desalojos en Guernica y Entre Ríos no gatillen una crisis institucional".

"Obviamente, como Presidente de la Nación, estoy atento a todo lo que ocurre en nuestro país. Pero como somos un Estado Federal este tipo de conflicto son resueltos por los gobiernos provinciales", agregó Fernández, de alguna manera, despegándose de lo sucedido.

Y completó: "Dicho esto, ambos gobiernos debieron enfrentar situaciones críticas en donde se mezclaron necesidades humanas, disputas familiares y también intencionalidades políticas. A mi juicio, los conflictos se resolvieron respetando el juego de las instituciones que la República impone", concluyó.