PROVINCIA-MUNICIPIOS
30/09
La firma se demora y crece la impaciencia de los alcaldes por los fondos para seguridad 
Oficialistas y opositores no vieron todavía el dinero que Nación prometió para los municipios porque no se ha firmado el convenio de cada comuna con la Provincia. Esperaban que fuera esta semana, pero desde la Gobernación dijeron que no hay fecha aún. La oposición pide que se apure el trámite
El presidente Alberto Fernández y el gobernador Axel Kicillof anunciaron el 4 de septiembre el plan integral de seguridad para 24 distritos del Conurbano, que incluía una partida de 10.000 millones de pesos para la compra de insumos que permitieran reforzar la prevención, de los cuales 7.500 millones serán administrados por los municipios principalmente para la compra de patrulleros y cámaras.

Pero el giro de fondos depende de que las 24 comunas alcanzadas firmen un convenio con el gobierno bonaerense, con las especificaciones técnicas y la rúbrica de cuándo dinero recibirá cada una. Como publicó La Tecla el domingo, los intendentes esperaban que esas firmas se concretaran esta semana, pero los convenios deberán esperar unos días más, según se confirmó a este medio desde la Gobernación.  

En ese sentido,  los alcaldes desde las comunas gestionadas por el Frente de Todos señalaron que están tomando los tiempos administrativos habituales. En cambio, desde los distritos de Juntos por el Cambio piden que se apure el trámite.

 “Aún no lo recibimos, pero estamos trabajando en proyectos. Lo que vamos a hacer es un cambio en el software que nos permita ampliar la cantidad de cámaras en el municipio”, señaló Pablo Descalzo, jefe de Gabinete del municipio de Ituzaingó.

Según amplió, de las 212 cámaras que posee el municipio, buscarán sumar 69 más, el armado de dos nuevas salas de monitoreo, e incluir los lectores de patentes en entradas y salidas del vehículos del municipios. Todo esto “en articulación con el Ministerio de Seguridad de Provincia”. También, adelantó que buscarán comprar veinte móviles para patrullaje, veinte motos, que reemplazaran a otras que se deterioraron, y diez más de alta cilindrada.

Si bien los municipios planifican sobre la utilización de los fondos, lo cierto es que todavía no fueron transferidos. El dinero tiene que pasar por la Provincia y después baja a los municipios. A raíz de eso, desde una comuna gobernada por el peronismo señalaron en off the record que buscan “adelantar los suministros, porque la necesidad es inmediata. Los tiempos de la burocracia estatal no es la misma para resolver los conflictos, sobre todo en territorio. Esperemos que llegue lo más rápido posible”.

Más calmo, el intendente de José C.Paz, Mario Ishii, señaló que “son tiempos normales” en el envío de fondos, y adelantó que también  que están trabajando en la aplicación que le darán al dinero enviado de Nación para la seguridad.

Impaciencia amarilla

Mayor intranquilidad mostraron en los municipios comandados por Juntos por el Cambio, los cuales, ante la consulta de este medio, también ratificaron que los fondos nacionales para seguridad no llegaron ni se firmó ningún convenio.

“Lo que están discutiendo el gobernador (bonaerense Axel Kicillof) y los intendentes qué es qué lo que va a estar conducido y que no. Estaba la discusión sobre si un 80 por ciento iba a ser solamente para autos. Esperemos que esto se solucione pronto”, indicó a La Tecla Diego Kravetz, jefe de Gabinete y responsable del área de Seguridad de Lanús. 

Según explicó, una vez que se pongan de acuerdo Provincia y municipio, cada uno de estos debe proceder a la firma de sus respectivos convenios. En el caso de Lanús, el funcionario explicó que en Lanús ya hicieron una planificación sobre el uso que le van a dar a los fondos, que consideró “importantísimo”.

“Pudimos mejorar el sistema se seguridad cuando tuvimos el Fondo de Seguridad en 2016, nos permitió hacer una gran inversión en tecnología y equipamiento”, indicó Kravetz, en referencia a las épocas en que la provincia era gobernada por María Eugenia Vidal, con Cristian Ritondo como ministro de Seguridad.

“Para mí deberían estar”, señalaron en off the record desde un municipio gobernado por el macrismo. Según argumentó, la demora en la llegada de los fondos, significa que la comuna tardará más en la compra de los elementos que necesita.

El plan

El 3 de septiembre, el presidente Alberto Fernández anunció el envío de 10.000 millones de pesos a 24 municipios que componen el Conurbano bonaerense para que sean destinados a reforzar las áreas de seguridad.

Además del envío de recursos a las arcas municipales, el Gobierno le agregó el envío de otros 4.000 efectivos de Prefectura y Gendarmería a los que ya se desempeñaban en el territorio provincial; más un plan de paradas seguras y otras mejoras que en total demandarán unos 30.000 millones de pesos.

El anuncio fue realizado previo a la rebelión de la Policía Bonaerense, a raíz de los cuales la Provincia otorgó un aumento de sueldo a los uniformados de más del 30 por ciento.

Los municipios abarcados por el envío de estos fondos incluyen a La Matanza, Quilmes, Lomas de Zamora, Merlo, Almirante Brown, Moreno, Florencio Varela, Tigre, Lanús, San Martín, Esteban Echeverría, Berazategui, Malvinas Argentinas, Avellaneda, Tres de Febrero, Morón, José C.Paz, San Miguel, San Isídro, Vicente Lopez, Ezeiza, Hurlingham, Ituzaingó y San Fernando.