INFORME
13/09
Vaca Muerta: operativo reactivación en marcha
El contexto de pandemia no ayuda pero el plan para que vuelva a operar en pleno el yacimiento neuquino está en marcha con estímulos fuertes desde el Gobierno nacional y provincial; y un acuerdo sellado entre el gremio de petroleros e YPF. El objetivo es que además de la producción se reactiven las inversiones

Por Mariela Branda 

A pesar de la pandemia que viene castigando muy fuerte a todas las actividades económicas del país, Vaca Muerta, el yacimiento neuquino, no dejó de ser “la gallina de los huevos de oro”, como la llaman en el mercado petrolero. 

Es cierto que la producción y las inversiones se frenaron, sobre todo durante la primera etapa la pandemia. Fueron meses negros en el que el precio del barril en el mercado internacional se desplomó y se mantuvo una curva descendente durante un largo período.

Sumado a esto, las restricciones impuestas en Argentina por el aislamiento preventivo obligatorio, provocaron una menor demanda interna y en consecuencia menor producción. Esto se tradujo en menos mano de obra requerida. 

Al mismo tiempo, las provincias productoras, cuyos ingresos provienen principalmente de las regalías petroleras, vieron severamente perjudicas sus cuentas y presentaron complicaciones para pagar los salarios. 

Con limitaciones, porque la crisis derivada del Covid no pasó, pero el escenario se presenta mucho más alentador en esta segunda mitad del año para el yacimiento neuquino. 

Las empresas vuelven de a poco al funcionamiento y de esta manera los trabajadores a sus puestos de trabajo generando un círculo virtuoso en el consumo interno de la provincia de Neuquén. 

A pesar de la coyuntura, según información proporcionada por el gobierno provincial Vaca Muerta culminará este año con inversiones por casi 3.000 millones de dólares. 

“Se trata de una buena cifra teniendo en cuenta la pandemia por coronavirus que afectó a la actividad en todo el mundo. Necesitamos un piso de inversiones de 5.000 millones de dólares por año aunque aspiramos a que sean 10.000 millones”, analizó el gobernador, Omar Gutiérrez. 

“Tenemos que incrementar el sendero exportador como se ha venido verificando en los últimos meses porque es una manera genuina de ingreso de divisas que van a fortalecer las reservas del Banco Central de la República Argentina (BCRA)”, agregó el mandatario. 

En este sentido, explicó que a través del puerto de Bahía Blanca “se pueden llegar a exportar 260 mil barriles de petróleo por día, a lo que hay que sumar lo que se puede exportar a Chile por oleoductos”. En cuanto al gas, dijo que “tenemos que empezar con los mercados cercanos como Chile y Uruguay y pensar luego en una planta de licuefacción que nos permita exportar a mercados de ultramar”.

Por último, señaló que en Vaca Muerta apenas el seis por ciento se encuentra en etapa de desarrollo masivo y que “estamos pensando en más concesiones porque no podemos seguir con los recursos durmiendo en el subsuelo; hemos avanzado mucho pero tenemos el desafío de avanzar un nuevo escalón”.

Desde el gobierno nacional, la gestión de Alberto Fernández ha puesto el foco en Vaca Muerta y hubo una serie de medidas en el último tiempo en este sentido. El traspaso de la secretaría de Energía a la órbita del ministerio de Economía y la designación del neuquino, Darío Martínez; los cambios en la conducción de YPF,  son algunas de ellas. Además se lanzó el Plan Gas 4, que busca posicionar a la Argentina en este mercado. 



El presidente Alberto Fernández junto a Darío Martínez. 

Repunte de la actividad

El Instituto Argentino de Energía, “General Mosconi”, difundió su Informe de Tendencias Energéticas del mes de agosto de 2020, con datos al mes de julio, donde trazó una perspectiva sobre la producción anual de petróleo y gas en Vaca Muerta.

Según publicó Vaca Muerta News, en el caso del petróleo, la producción en la formación Vaca Muerta, en la cuenca Neuquina, aumentó 36,3% en los últimos doce meses respecto a igual periodo anterior y representa actualmente el 22,3% del total producido en el país.

Dada la coyuntura a partir del ASPO, en julio la formación Vaca Muerta presenta un aumento del 36,4% (i.a) mientras se presenta estancada, con un aumento de solo 0,2%, respecto al mes anterior.

El principal productor de petróleo en Vaca Muerta es YPF, que representa el 65% de la producción de la formación, aumentó su producción acumulada un 23,5% en los últimos doce meses.

En el caso de la producción de gas natural en Vaca Muerta creció 12,1% durante los últimos doce meses y representa el 24,7% del total del gas producido en el país. En este caso hay tres operadores de importancia: Tecpetrol que se constituye como el principal operador, YPF y Total.

En la formación Vaca Muerta Tecpetrol redujo su producción anual 12,7% mientras que YPF aumentó 13% y Total 17,3% los últimos doce meses.

Buenas perspectivas a futuro 

“Las perspectivas de Vaca Muerta a futuro siguen siendo las mismas y buenas. La pandemia evidentemente lo que hizo y en todos los órdenes de la economía, es retrasar proyectos y postergar definiciones, pero el potencial de Vaca Muerta es anterior al Covid”, expresó en diálogo con La Tecla Patagonia, el director de la carrera de Economía de la Universidad de Belgrano y especialista en el tema energético, Andrés Di Pelino. 

“Creo que hay que darle manija al tema de los no renovables, este es el momento. La Argentina necesita hacerlo ahora en los próximos años. Sacar todo el no convencional que está allí de una manera inteligente, hacerlo rentable, es una tramo de la actividad de la industria que todavía no lo es. Para esto, el Estado debe acompañar, tanto el nacional como los provinciales que están montados sobre el yacimiento y también por supuesto las empresas que operan allí”, agregó.  

“Ha habido un gran aprendizaje que permite que hoy la Argentina sea optimista en este tema del no convencional seguimos estando entre los primeros países del mundo. Los próximos años, los próximos meses, definirán. Como siempre la reflexión es financiera y hay que hacer la infraestructura que haga falta. Al poner en valor al yacimiento, lo pones a producir pero tiene que existir cómo llevarte tanto el shale oil como el shale gas, para eso hay que tener los mercados. Es una estrategia integral e integrada”, explicó Di Pelino.  

Plan Gas 4: otro estímulo para la cuenca neuquina  

El gobierno nacional oficializó el estímulo a la producción de gas para garantizar la producción del 2021 en una primera escala. El plan comenzará a regir desde octubre y Neuquén tendrá el 67% del cupo del gas de todo el país con mejor precio.El nuevo plan consta de 23 puntos y regirá desde el 1 octubre próximo por cuatro años hasta el 2024.

Del total de 70 millones de metros cúbicos diarios de producción (MMm3/d) que tendrán un precio diferencial durante ese período, el mecanismo de subastas que se pondrá en marcha fijará un cupo de 47,2 MMm3/d para Neuquén, otros 20 MMm3/d se inyectarán desde la Cuenca Austral y el NOA aportará otros 2,7.


El ministro Kulfas presentó a las petroleras el nuevo Plan Gas.

El precio del gas en PIST (Precio de Ingreso al Sistema de Transporte o en boca de pozo) "surgirá del mercado, en un marco de libre competencia, pero con condiciones que fija el Estado para asegurar los objetivos del programa", informó la cartera productiva.

Se piensa en un precio máximo por debajo de 4 dólares por millón de BTU (MBTU), con un esquema en el que el aporte fiscal estará dado por el precio final ofertado y lo que termine cubriendo el Estado de la tarifa.

De acuerdo al esquema expresado por el gobierno se ofrecen contratos directos entre los productores de gas natural y las distribuidoras, por un lado, y la demanda de usinas térmicas (a cargo de CAMMESA), por el otro.

Al mismo tiempo, los productores deben comprometerse a sostener o incrementar la producción de 2020 y se les permitirá aumentar las exportaciones fuera del período estacional de invierno, para que coloquen excedentes fuera del momento de mayor demanda del país. 

En esta línea, recientemente el Mercado Electrónico del Gas (MEGSA) realizó una subasta para la estatal Integración Energética Argentina S.A. (IEASA, ex Enarsa) destinada al aprovisionamiento de gas natural a ANCAP de Uruguay durante el período que va del 16 de setiembre al 30 de noviembre próximo.

La subasta abrió una nueva puerta para el shale gas de Vaca Muerta, que podría tener como destinos a Uruguay y Brasil. 

Los volúmenes diarios comprometidos para ANCAP son de 520.000 metros cúbicos en septiembre, 470.000 m3 para octubre y 420.000 m3 para noviembre, publicó el portal Energía y Negocios.

YPF, un faro para el resto 

“YPF tiene que jugar un rol central, tiene que actuar como un faro que ilumine a todo el sector, a todo ese conglomerado de proveedores, de industrias colaterales que se fueron conformando. Hay que volverlos a poner de pie y en esto YPF es indiscutidamente el líder que tiene que tener una estrategia inteligente, formulando y evaluando proyectos y rentabilidad. No con voluntarismo sino con inteligencia y expertise, que lo tiene, tiene los cuadros técnicos para hacerlo. Necesita definiciones sólidas”, consideró el economista Di Pelino a La Tecla Patagonia. 

En este sentido Sergio Affronti, CEO de la compañía estatal, anunció la reactivación de dos equipos perforadores y un set de fractura en Vaca Muerta  para objetivos de shale oil en Loma Campana. 


El Ceo de YPF, Sergio Affronti, visitó Neuquén. 

Esto es en el marco de los acuerdos con el gremio y la provincia para una vuelta paulatina al trabajo en los yacimientos que tiene la petrolera estatal, con el horizonte hacia marzo del 2021 con 45 equipos de torre, siendo doce perforadores, en la zona.

El referente de la compañía visitó Neuquén para entrevistarse con el gobernador Omar Gutiérrez y con el designado secretario de Energía de la Nación, Darío Martínez. 

"Con los trabajadores tenemos que conseguir los resultados que como industria necesitamos, en una perspectiva de crecimiento para el desarrollo del país y la economía de la provincia de Neuquén. Este diálogo lo tenemos con el resto de los actores de los distintos gremios en todas las provincias", indicó Affronti en una breve conferencia de prensa al aire libre en el Paseo de la Costa neuquino. 

La petrolera YPF posee 80 pozos perforados sin conectar que serán su primera gran alternativa para empezar a bombear más producción cuando la pandemia del coronavirus y las condiciones del mercado se lo permitan.

Son perforaciones realizadas antes del actual ciclo de crisis, y que podría poner en marcha con un costo relativamente bajo. La empresa cree que su puesta en marcha le reportarían una producción diaria de 55.000 barriles equivalentes de petróleo.