SORPRESA
10/09
Preocupación tras embargo de las cuentas de un municipio bonaerense
El municipio de Carlos Tejedor deberá hacer frente a una medida judicial que le costará el 10% de su presupuesto anual. Es por un juicio originado tras un accidente en el corso local en 1997.


Un baldazo de agua fría cayó sobre los habitantes de Carlos Tejedor, municipio bonaerense conducido por la intendenta María Celia Gianini, del Frente de Todos.

En medio de la pandemia y de la crisis económica, la comuna fue notificada del embargo de sus cuentas por 63 millones de pesos, lo que pone en jaque su normal desenvolvimiento.

El fallo de la Justicia en lo Civil y Comercial de Trenque Lauquen dispuso embargar, de manera preventiva, el 80% de las cuentas del distrito, lo que representa algo más del 10 por ciento de su presupuesto anual.

La alcaldesa peronista aseguró que le llama la atención que el embargo sea de carácter preventivo, sin sentencia firme, lo que implica que no podría hacer frente a la media aún si tuviese el dinero para pagar.


María Celia Gianini.

“El fallo le causa un daño institucional a este municipio, y el único argumento que encuentro al embargo es causar desde el Poder Judicial un daño institucional”, dijo Gianini a Infonoroeste, añadiendo que se había comunicado con el gobierno bonaerense para buscar una ayuda ante la crítica situación. En tal sentido, indicó que “los únicos fondos que nos quedan liberados no alcanzan para nada”, recordando que, entre otras cosas, Tejedor tiene dos hospitales municipales que atender. 

Desde la intendencia recordaron que el juicio data de 1997, cuando un hombre sufrió un grave accidente mientras se desarrollaban los corsos en esa ciudad.

Al respecto, Gianini consideró que "nosotros no cuestionamos que el municipio tenga que pagar, sino la medida preventiva sin sentencia firme”. 

Junto con la administración local, también fueron demandados dos particulares y los clubes Huracán y Argentino de esa ciudad, por haber sido responsables de la organización del corso, aunque el embargo cayó solo sobre las espaldas de la comuna.